Cádiz CF

La mayor gloria del histórico Balón de Cádiz CF

  • Se cumplen 60 años del logro más importante del equipo que fundara el inolvidable Pedro Fernández, el ascenso a Tercera

El 24 de mayo de 1960, miles de corazones balonistas estaban pendientes de lo que sucedía en Écija, donde el Balón se jugaba poder ascender por primera vez en su historia a Tercera División. Una categoría de un potencial muy superior a lo que se conoce hoy en día. Aquella tarde el equipo balonista, que históricamente ha vivido a la sombra del Cádiz CF, se impuso en la eliminatoria al Ecijano y su nombre quedó grabado en la historia más brillante del fútbol gaditano.

En el verano de 1959, Pedro Fernández, fundador, presidente y alma mater del Balón, dejaba en manos de Ramón Cordero Gómez Moncho, el entrenador, un proyecto en Regional que difícilmente podía soñar a codearse con descaro entre los mejores. Moncho contaba con las 'manos sagradas' de Rovira. A la sombra del Cádiz CF pero con buenas relaciones y colaboración por el exquisito entendimiento entre Pedro Fernández y Márquez Veiga -presidente cadista-, el conjunto de Moncho se asomaba por la parte alta de la clasificación en una Liga que terminaba en una pugna con el Ubrique Industrial, al que el cuadro de la capital le arrebataba el liderato.

Como campeón de la categoría Regional, tocaba afrontar la eliminatoria por el ascenso a Tercera. El rival era el Deportivo Ecijano y la ida quedaba fijada en Cádiz. Algo más de 8.000 espectadores se dieron cita en el Ramón de Carranza -como recoge la crónica de Diario de Cádiz-, en un día de fiesta para el balompié gaditano.

El Balón venció 4-1 gracias a tres goles de Fito y otro de Juan Agüero, una renta que permitía soñar con el mayor logro de este histórico club. Pero quedaba la siempre exigente prueba de Écija, donde la afición daba buena cuenta de aquello del fortín. Y bien que lo sintió el equipo de Moncho, cuando el marcador se puso 2-0 para los sevillanos. El gol de Agüero dio la vida suficiente para que el 3-1 final no levantara la renta de la ida. Aquel 24 de mayo de 1960, el Balón era nuevo equipo de Tercera División.

La crónica de este periódico recuerda que la celebración resultó compleja en el feudo astigitano, ya que los seguidores locales la emprendieron con el árbitro, el sevillano Pérez Frías, al que lanzaron una piedra que le golpeó en el pecho y provocó que acabara en el hospital. Tampoco los jugadores balonistas se libraron de tan enorme enfado y trataban de enviar gestos de calma a la grada para que las aguas regresaran a su cauce. Igualmente no fue un trago fácil para los seguidores del Balón que se desplazaron en autobuses.

Realmente la fiesta empezó cuando la expedición inició el camino de regreso a la capital gaditana, a la que llegó ya bien entrada la madrugada. Cientos de aficionados esperaban junto a la Catedral, donde paró el autocar del equipo, entonando el "alabí, alabá". Locura total con Pedro Fernández y Moncho, quienes fueron llevados a hombros hasta la sede del club, en la calle Ruiz de Bustamante.

El entrenador tuvo a su cargo una plantilla con jugadores como Villar, Llamas, Aníbal, Luque, Torres, Bocardo, Macías, Juan Agüero, Antoñito, Fito, Tain, Caballero, Salido, Roldán, Ramoncito, Aragón, Mendoza, Montiel, Arauz y Nieto. Todos dieron un rendimiento por encima de lo esperado porque difícilmente se podía aspirar al ascenso. El trabajo de Moncho y, por supuesto, de Pedro Fernández resultó clave. Así lo recordaban hace diez años, en las páginas de Diario de Cádiz, Llamas, Bocardo, Caballero y Tain, cuatro jugadores de aquel Balón reunidos por este periódico con motivo de las bodas de oro de aquella gesta.

Este domingo, 24 de mayo, se cumplen 60 años del día que el Balón tocó el cielo y el fútbol gaditano se unió para arropar con cariño y admiración al 'hermano pequeño' del Cádiz CF.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios