Cádiz CF

La compleja relación del técnico con Brian está en vías de ir mejorando

  • "Hubo un momento en el que no iba a jugar aquí, pero es verdad que ahora lo veo más centrado"

Brian Oliván se refresca al acabar una sesión preparatoria Brian Oliván se refresca al acabar una sesión preparatoria

Brian Oliván se refresca al acabar una sesión preparatoria / Julio González

No sólo en el tema de Manuel Vizcaíno se quedaron las preguntas incómodas para Álvaro Cervera, ya que salió en la sala de prensa de El Rosal el nombre de Brian Oliván, un jugador que no mantiene una buena relación con el técnico y que tanto la pasada campaña como lo que va de la actual está teniendo un papel secundario.

Cervera contaba con la marcha del lateral izquierdo antes de que finalizara el mercado de verano, aunque finalmente se quedó en el equipo. La dirección deportiva, con Juan Carlos Cordero al frente, no encontró manera de 'colocar' al lateral izquierdo catalán a cambio de una cantidad que compensara lo que en su momento abonó el club amarillo al Granada.

Brian es uno más a efectos de tener licencia y contar con dorsal del primer equipo. En lo deportivo es una opción más dentro del equipo. Sin embargo, el zaguero tiene, por el momento, muy pocas posibilidades porque Matos es el titular y, a veces, queda la sensación de que jugaría cualquier otro si el ex sevillista no lo pudiera hacer. La cita de Copa del Rey en el campo del Tenerife será la primera prueba para comprobar cuál es el crédito de participación que Cervera le otorga a Brian.

El técnico despejó pocas incógnitas entre lo que sucede realmente entre él y el jugador, que parece más personal que futbolístico. "Mi relación con él es la misma. Lo único que yo hago es tomar una decisión porque debo poner a él u otro. La mía con él es que yo soy su entrenador, y debo ser honrado y luego tomar una decisión. No tengo ningún problema con él, pero lo tuve. Si cada jugador se va a enfadar conmigo, pues imagina...". Seguidamente añadió que "hemos tenido algún problema, pero más por su situación que por el propio jugador". "Mi relación con él es como con cualquier otro. Tengo que tomar decisiones. Mi relación con Brian es la de entrenarle".

Sin embargo, Cervera abrió ayer un poco la puerta y dejó entrever que las cosas podrían estar cambiando entre ambos. Todo ello a pesar de que reiteraba que hay que preguntarle al futbolista qué le pasa con él. Pero le ve ahora con otras opciones a pesar de viejas rencillas. "Ha habido un momento en el que no iba a jugar aquí por el camino que íbamos, aunque es verdad que ahora lo veo mucho más centrado y bien. Hubo momentos en los que los futbolistas creo que se equivocan y toman una reacción contraria. Ahora lo veo bien y con más tranquilidad".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios