Cádiz CF

El Tenerife piensa apurar sus ínfimas opciones

  • Conserva únicamente un 0,04% de posibilidades de jugar la fase de ascenso entre 59.049 combinaciones

Álex Fernández intenta arrebatar el balón a Longo en el choque contra el Tenerife de la primera vuelta. Álex Fernández intenta arrebatar el balón a Longo en el choque contra el Tenerife de la primera vuelta.

Álex Fernández intenta arrebatar el balón a Longo en el choque contra el Tenerife de la primera vuelta.

El Tenerife, próximo adversario del Cádiz, sobrevive de momento en un intento desesperado por alcanzar una de las cuatro plazas para jugar la fase de ascenso a la máxima categoría, pero a falta de dos jornadas para el cierre de la competición lo hace de una manera prácticamente agónica porque sus posibilidades de cumplir el objetivo son ínfimas.

Los chicharreros llegarán al Ramón de Carranza a por todas, con el deseo de prolongar su sueño hasta la última jornada. Pero ese deseo es de complicadísimo cumplimiento porque no le basta con imponerse al equipo entrenado por Álvaro Cervera ya que además tendrían que darse ciertos marcadores en otros campos para no ver enterradas todas sus esperanzas en la 41ª jornada.

Cabe aclarar que los canarios solo aspiran ya a la sexta posición al quedar fuera de su línea de tiro Huesca, Rayo Vallecano, Sporting, Zaragoza y Valladolid. Por tanto, los puntos que suman los que le interesan son estos: Cádiz (63), Numancia (62), Oviedo (62), Osasuna (61), Granada (58) y Tenerife (57). Para adueñarse de ese último billete para las eliminatorias, la única vía es rebasar en la clasificación a los cinco conjuntos que le preceden, algo que se antoja una pura utopía aunque las matemáticas indiquen que se trata de una situación no descartable del todo.

La suerte que corra el cuadro tinefeño en esta recta final dependerá de lo que acontezca en una decena de partidos, que son los siguientes: Sporting-Granada, Cádiz-Tenerife, Sevilla At.-Numancia, Cultural Leonesa-Oviedo, Osasuna-Lorca (41ª jornada) y Valladolid-Osasuna, Granada-Cádiz, Numancia-Cultural Leonesa, Oviedo-Huesca y Tenerife-Albacete (42ª jornada). Eso implica que las combinaciones existentes para calcular las posibilidades que conservan los tinerfeños son nada menos que 59.049.

Un estudio de esos casos permite comprobar que únicamente 24 de ellos (0,04% del total) propiciarían el sorprendente acceso del Tenerife a la fase de ascenso, por lo que 59.025 le resultan perjudiciales.

Para colarse en la fiesta de esa segunda fase, los isleños necesitan una infinidad de resultados favorables: ganar sus dos partidos, derrota del Cádiz ante el Granada, dos derrotas del Numancia, que el Granada no venza al Sporting, que el Osasuna sume un máximo de dos puntos entre sus dos encuentros y que el Oviedo consiga un punto como máximo entre los dos suyos.

Las escasísimas opciones que mantiene se deben al buen balance con la mayoría de los rivales directos en los enfrentamientos particulares. Esto permite que acabe en cabeza de todos los empates factibles a 63 puntos, excepto en aquellos en los que interviene el Numancia.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios