Cadiz CF

Navarrete no llegará y la apuesta es Alberto Quintana

  • La incorporación del chileno está descartada y el club planea que el canterano sea el cuarto centrocampista. La intención es el fichaje de un sub'23 para la defensa o las bandas.

Comentarios 1

La plantilla del Cádiz no está ni abierta ni cerrada. Depende de lo que dé de sí el mercado hasta el próximo día 31. En principio faltaría un medio sub'23, pero el club quizás ya no ve necesario que deba buscarlo fuera porque considera que lo tiene dentro. Y ese hombre es Alberto Quintana. El que no va a volver a vestir de amarillo y azul -salvo giro de 180 grados en los próximos días, porque en el fútbol nunca se sabe- es Nacho Navarrete, que jugará en el Granada B. En el Cádiz abogaban por el aterrizaje del chileno en forma de una nueva cesión -al igual que en el curso anterior-, pero esa posibilidad queda descartada y la idea ahora va por otro lado.

Con 21 años recién cumplidos, Navarrete no se moverá, en principio, de la ciudad de la Alhambra e incluso se medirá al equipo gaditano en el campeonato de Liga como integrante del filial del Granada.

Aunque la pasada temporada no dispuso de los minutos que él hubiera deseado en su primera aventura en el fútbol europeo, el sudamericano mostró buenas maneras y fue titular en el decisivo encuentro de vuelta contra el Athletic de Bilbao B de la fase de ascenso. Su trabajo renovó el interés del Cádiz por volver a contar sus servicios, pero su destino no pasa por el estadio Ramón de Carranza.

No aterrizará Navarrete, pero la apuesta de la entidad cadista tiene nombre y apellidos: Alberto Quintana

El golazo marcado por el medio en el encuentro contra el Granada, además del buen trabajo que el canterano realizó en el centro el campo frente a una escuadra de Primera División, convence aún más a los responsables deportivos acerca de las posibilidades de la joven promesa. La perla de la cantera se desenvolvió con desparpajo, sin ningún tipo de complejo ante jugadores curtidos en la Liga BBVA. En club consideran que si cumple de sobra contra adversarios de esa talla, está más que capacitado para medirse a rivales de Segunda B.

Las puertas del primer equipo están más abiertas que nunca para el gaditano de 19 años, cuyas prestaciones gusta, y mucho, tanto a la dirección deportiva como al cuerpo técnico, hasta el punto de poder ser el cuarto centrocampista en la temporada que ahora empieza.

La cuestión radica en cómo encajar al medio en el primer equipo, si hacerlo como un integrante más de la primera plantilla o dejar que juegue con el B y tirar de él cuando sea necesaria su participación en algún partido del primer equipo, con el que se entrenará a diario, como ya hizo buena parte de la pasada campaña. Un jugador de su edad necesita acumular minutos para adquirir experiencia y si en principio no dispone de ellos con los mayores, los tendría con el filial para tener el ritmo de competición adecuado.

El joven canterano ha realizado una buena pretemporada con el Cádiz. Ha disfrutado de muchos minutos en los amistosos que ha exprimido al máximo para demostrar que puede tener un sitio en el primer equipo.

Si Alberto Quintana completa la medular del conjunto amarillo, el fichaje de un sub'23 no tiene por qué ser de manera obligada para apuntalar la media, formada por Jon Ander Garrido, Sergio Mantecón, Abel Gómez y el canterano. El club peina el mercado y si no llega otro centrocampista no descarta la incorporación de un futbolista menor de 23 años que bien pudiera un central o un jugador de banda. Mientras tanto, el entrenador dispone de mimbres más que suficientes para empezar la batalla de la Liga el próximo fin de semana.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios