Cadiz CF

El Cádiz, negado fuera de casa en la segunda vuelta

  • Los malos números de los amarillos a domicilio pasado el ecuador de la temporada chocan con los buenos resultados en su feudo · Dos puntos de 21, el pésimo bagaje

Comentarios 3

"Hay que llegar a los cincuenta puntos cuanto antes, y no sé si será suficiente". Eusebio Sacristán encendió la luz de alarma con sus palabras en la rueda de prensa posterior al partido que el pasado sábado midió a sus pupilos con los de Víctor Espárrago en Balaídos. Cuando los más optimistas venían asegurando en los mentideros futbolísticos que forman los bares, las calles y las plazas que es posible que esta campaña no haga falta llegar a los 50 puntos para certificar la salvación en Segunda División A, el entrenador del Celta ha provocado con su pensamiento en voz alta una sombra de dudas, un mundo de miedos internos y un sinfín de escalofríos en pleno mes de mayo.

Y es que el Cádiz suma a día de hoy 37 puntos, por lo que ni ganando los cuatro partidos que le restan por disputar en casa -ante Elche, Murcia, Real Sociedad y Numancia- llegaría a esa simbólica cifra que suele traer consigo el abrazo a la permanencia.

Con esta sinopsis, los amarillos estarían obligados a hacer pleno en el Ramón de Carranza y a arañar algún que otro punto a domicilio, lejos de casa, para no verse de nuevo con los dos pies en Segunda División B. Y es en este contexto cuando se potencian la sombra de dudas, el mundo de miedos internos y el sinfín de escalofríos en pleno mes de mayo...

El Cádiz sólo ha sido capaz de sumar en lo que se lleva de segunda vuelta dos puntos de 21 posibles posibles en campos rivales. Un empate en Salamanca, tres derrotas consecutivas ante Córdoba, Recreativo de Huelva y Cartagena, unas nuevas tablas en el Stadium Gal de Irún, y un par de derrotas más frente a Betis y Celta, esta última el pasado sábado. Así se describe el paupérrimo bagaje cadista lejos del Ramón de Carranza desde que se afrontó el ecuador de la temporada a finales del mes de enero, unos números que chocan con la buena línea que se está dibujando en el barrio de La Laguna: doce puntos de 21 disputados y una sola derrota, ante el Levante.

¿Cuándo se produjo la última victoria en terreno ajeno? Ante el Numancia en Soria, en el primer encuentro como visitante del tándem formado por el uruguayo Víctor Espárrago y el argentino Luis Soler. Allá por el 24 de enero de este año 2010. Desde entonces, sólo los dos empates ya reseñados ante Salamanca y Real Unión.

¿Qué le queda al Cádiz por delante? Los amarillos tienen que enfrentarse en casa a Elche, Murcia, Real Sociedad y Numancia, y visitar a Las Palmas, Nástic y Huesca. Restan todavía siete partidos por disputarse y todo es posible en el fútbol. De hecho, habiendo logrado un solo punto más, el equipo tendría los dos pies fuera de los puestos de descenso.

El domingo llegará al Carranza el mejor equipo a domicilio.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios