Fútbol | Fase de ascenso a Segunda B

El filial del Cádiz CF recibirá al Unión Viera en El Rosal

  • Carranza está de resiembra y el club descarta acudir a un campo de otra localidad.

  • La demanda inicial quintuplica al aforo del Ramón Blanco, que es de 1.100 espectadores.

Aspecto de parte de la grada del Ramón Blanco repleta de público. Aspecto de parte de la grada del Ramón Blanco repleta de público.

Aspecto de parte de la grada del Ramón Blanco repleta de público. / JOAQUÍN HERNÁNDEZ KIKI

Comentarios 1

El decisivo encuentro entre el Cádiz B y el Unión Viera, correspondiente a la vuelta de la eliminatoria final por el ascenso a Segunda División B, se disputará definitivamente en las instalaciones de El Rosal, concretamente en el campo Ramón Blanco. Será el domingo próximo y todo apunta a que comenzará a las 12:00 horas.

El 0-2 obtenido ayer por el filial en Las Palmas deja muy al alcance de la mano el que puede ser el primer ascenso a Segunda B de un equipo que se creó en el verano de 1973. Después de 26 temporadas en Tercera, en tres etapas distintas (1985-1998, 2004-2015 y a partir de 2017), la segunda escuadra cadista está a punto de hacer historia por alcanzar una categoría que sería ahora mismo su techo y la gloria a pesar de que para el primer equipo ha sido un largo calvario, en distintos ciclos, desde 1994.

El choque contra el Unión Viera será en el campo fijo del Cádiz B, ya que el Ramón de Carranza se encuentra de resiembra con vistas a tener el césped en las mejores condiciones posibles para la próxima temporada. Desde el club se ha descartado acudir a un campo de una localidad cercana y con mayor aforo que el Ramón Blanco, como podía ser el Iberoamericano de Bahía Sur (8.200 espectadores) y el Municipal de Chiclana (4.500).

La realidad es que en el Ramón Blanco hay aforo para unos 1.100 espectadores (más de un centenar de ellos de pie), cuando la demanda inicial quintuplica esta cifra. Sólo podrán acudir algo más de 1.000 personas salvo que el club sorprendiera con la instalación de una grada supletoria, lo que permitiría elevar la asistencia. Otra cuestión es que se den las condiciones adecuadas para ubicar esa grada.

Desde que ayer acabó el encuentro en Las Palmas, la fiebre entre los seguidores cadistas se ha desatado hasta límites insospechados para estar presentes el domingo en El Rosal. Diario de Cádiz ha contactado con peñas y grupos de aficionados cadistas para confirmar el extremo de que entre 5.000 y 6.000 cadistas harán lo posible por asistir a un encuentro que apunta a ser histórico para la entidad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios