Educación Un gaditano consigue la devolución del dinero de un máster contratado que no cumplía las expectativas

Medio ambiente

Los perros de Cádiz tendrán que esperar

  • La plataforma Playas Dog Friendly lamenta que la ordenanza no haya entrado aún en vigor para que puedan llevar sus mascotas a la playa

  • El Ayuntamiento de Cádiz anuncia que la llevará a Pleno en octubre

  • Perros en la playa

Una pareja pasea con su perro en una playa de Cádiz.

Una pareja pasea con su perro en una playa de Cádiz. / Julio González

Al menos un mes más. Este es el periodo que los gaditanos propietarios de perros tendrán que esperar para que pueda entrar en vigor la ordenanza de playas que, en su primera redacción, permitía ya poder estar en la playa con mascotas entre el 1 de octubre y el Domingo de Ramos, día en el que comienza en Cádiz la temporada de playas y que en 2023 será el 2 de abril. Desde la plataforma Playas Dog Friendly Cádiz se lamenta que la nueva ordenanza, que ya ha pasado su periodo de alegaciones, no esté aún en vigor para que octubre pueda estrenar esta medida. Desde el Ayuntamiento, por su parte, se explica que la ordenanza será llevada a Pleno a finales de este mes y se anuncia, además, que serán admitidas “muchas” alegaciones que “mejoran el texto”.

Desde esta plataforma, integrada como ellos mismos destacan en sus redes sociales por “humanos y peludos”, actúa de portavoz Lorena Costas, quien recuerda que el primer texto de la nueva ordenanza de playas se publicó en el BOP (Boletín Oficial de la Provincia) el 10 de mayo, y que ellos realizaron una serie de alegaciones en el periodo dispuesto para ello, un mes, por lo que esperaban que la ordenanza estuviera ya en vigor para estos primeros días de octubre.

Pero la ordenanza no fue debatida y votada en el Pleno del pasado viernes y, de momento, los dueños de estas mascotas deben esperar a que concluya toda la tramitación administrativa de esta nueva norma municipal.

A pregunta de este periódico, desde el Ayuntamiento se anuncia que la intención es llevarla al Pleno de octubre: “Se están siguiendo los pasos y realizando los trámites necesarios para poder llevar la ordenanza a Pleno este mes de octubre. El plazo para presentar alegaciones concluyó a inicios del verano, y posteriormente se ha llevado a cabo un trabajo de recopilación y de ordenación de las alegaciones por temática y por entidades o particulares que las han presentado. Una vez realizada esta labor, se han analizado cada una de ellas y el equipo de gobierno ha mantenido una reunión para tomar una postura frente a las mismas”.

En este punto, las mismas fuentes municipales avanzan que el texto definitivo incorporará alegaciones realizadas por colectivos o personas particulares: “Muchas de ellas se han aceptado puesto que mejoran el texto y lo enriquecen. Tras este paso, se está redactando un informe técnico y la intención es llevar la resolución definitiva de las alegaciones y aprobar el texto final de la ordenanza en la próxima sesión plenaria ordinaria que se celebrará el 28 de octubre”.

Esta nueva ordenanza está llamada a regular la estancia de los perros en la playa pero también, según se informó durante su tramitación, el siempre polémico asunto del nudismo o el de la reserva de zonas libres de humo en la playa.

En el tema de las mascotas, varias fueron las alegaciones presentadas por Playas Dog Friendly, aunque la más significativa es la de no depender de la fecha del Domingo de Ramos, aleatoria en el calendario como la propia celebración de la Semana Santa, de manera que la ‘temporada de perros’ en la playa se fijara, de manera inamovible, entre el 1 de octubre y el 31 de mayo. Para ello, Cádiz tendría que cambiar su temporada oficial de baños y situarla entre el 1 de junio y el 30 de septiembre.

Esta plataforma, como recuerda Lorena Costas, ha presentado también otras alegaciones a esta norma con la intención de que se puedan incorporar al texto definitivo, algunas directamente relacionadas con los perros y otras con el uso general de las playas: más recursos para vigilar la basura en las playas, la presencia de botellones o el mal uso del agua en fuentes y lavapiés; modificar la temporada de pesca en la playa, a su juicio “más permisiva” al autorizarse de octubre a mayo y no estar condicionada al Domingo de Ramos; cambiar la redacción de algún artículo que habla de “prevenir y controlar las molestias y peligros” que los animales de compañía pueden causar, lo que les parece “despectivo” en su terminología para los animales; y también que la protección del espacio dunar, en el que las mascotas no pueden entrar en ningún momento del año, se extienda “a las bicicletas o a las propias personas caminando o corriendo”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios