Cádiz

El palacio de Cádiz que ya tiene demasiados achaques

La fachada lateral del Palacio de Congresos que da a la calle Lazaro Dou.

La fachada lateral del Palacio de Congresos que da a la calle Lazaro Dou. / Julio González

La antigua fábrica de tabacos de Cádiz, que hasta su cierre hace escasos años ya en las instalaciones de Zona Franca fue la empresa más antigua de la ciudad, creada en 1741, es uno de los edificios de referencia de la capital.

Tanto por su ubicación, en una de las puertas del casco antigua como es la plaza de Sevilla, con el acceso a diversos medios de transporte y la conexión con extramuros y el segundo puente, como por su majestuosa arquitectura, ofrece una estampa única en la ciudad.

Desde hace cerca de treinta años la antigua tabaquera funciona como el Palacio de Congresos de Cádiz. 

El viejo inmueble sufrió una profunda transformación, con una más que acertada rehabilitación por parte de los arquitectos del área de Urbanismo del Ayuntamiento. Antes, se había desechado por su alto coste el proyecto de un Palacio de Congresos, diseñado por Juan Navarro Baldeweg, en terrenos del Campo de las Balas.

Desde su puesta en marcha, el Palacio de Congresos ha tenido una gran actividad, siendo uno de los centros de Andalucía con una mejor cartera de eventos.

Sin embargo, mientras que las dependencias interiores se han mantenido de forma adecuada, el exterior ha sufrido duramente el paso del tiempo y la necesidad de inversiones en mantenimiento.

Hace unos años, a través de los fondos aportados por Diputación, se plantearon obras de mejora que quedaron pendiente por la falta de ofertas desde el sector de la construcción. En mayo de 2023 se logró sacar adelante esta plan centrado en la actuación en la base de  ladrillos de la chimenea y cornisas, la reposición parcial de tejas vidriadas de la cubierta y la sustitución del sistema de detección y extinción de incendios.

Tejas perdidas en el techo del Palacio. Tejas perdidas en el techo del Palacio.

Tejas perdidas en el techo del Palacio. / Julio González

El Ayuntamiento ya tuvo que realizar el pasado septiembre obras de emergencia, vallándose buena parte de la zona del acceso principal. Además, antes de reforzaron varias almenas del muro principal del complejo.

Ladrillos desgastados en los muros exteriores del Palacio. Ladrillos desgastados en los muros exteriores del Palacio.

Ladrillos desgastados en los muros exteriores del Palacio. / Julio González

Con todo, más allá de estas obras, hay tramos del muro exterior donde es visible el deterioro de los ladrillos, con un desgaste muy acusado en determinados puntos, así como el mal estado de la pared que d a la calle Lazaro Dou, a la vez que son visibles los huecos en el techo producido por la caída de tejas.

El presupuesto municipal para 2024, que sigue sin aprobarse, incluye partidas por algo más de 150.000 euros en el Palacio de Congresos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios