La desescalada en Cádiz

La economía de la provincia de Cádiz respira al abrirse los viajes con el resto de Andalucía desde el lunes

  • Todo el sector relacionado con el turismo, esencial para Cádiz, se beneficiará de esta medida

  • El primer trimestre del año se cerró con un fuerte aumento del gasto de los turistas

La playa de El Puerto, en la mañana de este sábado. La playa de El Puerto, en la mañana de este sábado.

La playa de El Puerto, en la mañana de este sábado. / Fito Carreto

La decisión del gobierno de la Junta de abrir al viaje entre provincias a toda Andalucía va a suponer un balón de oxígeno esencial para el sector turístico que la provincia, que juega un papel más que relevante en nuestra economía y que ha acumulado las mayores pérdidas económicas y laborales durante el confinamiento por la pandemia del coronavirus.

El sector, tanto la hostelería como los hoteles, temía que finalmente que la libertad de desplazamiento no se aprobase si finalmente quedaban fuera de la fase 3 las provincias de Málaga y Granada, lo que finalmente no ocurrió. Igualmente sonaron las alertas en este colectivo ante las diferencias internas dentro de la propia administración regional, entre quienes abogaban por la autorización desde este mismo lunes, cuando entra en vigor la fase 3, y los que preferían retrasarlo una semana a fin de limitar la incidencia de la fiesta del Corpus, que se celebra el próximo jueves.

La vía libre definitiva desactiva todas estas preocupaciones y abre ahora una incógnita: si el tradicional turismo de playa que elige las costas de Cádiz procedente fundamentalmente de Sevilla y Córdoba va a responder a las expectativas y va a viajar de forma inmediata.

Por una parte se juega a favor con tres meses de obligado confinamiento y la correspondiente ganas de salir; igualmente otro aspecto favorable para los intereses del sector es el buen dato sanitario que, respecto a la pandemia, aporta toda la provincia de Cádiz, que se encuentra entre las menos afectadas en toda España.

En todo caso, ni hosteleros ni hoteleros quieren lanzar las campanas al vuelo. Se mantienen con prudencia el retorno a la normalidad. En los próximos días se intensificarán la apertura de más bares, cafés y restaurantes, mientras que los que ya estaban en funcionamiento verán como se incrementa el límite de ocupación. La apertura de las barras es, para muchos, esencial, como un elemento tan característico de nuestra hostelería.

Algunos ayuntamientos han autorizado la ampliación de las terrazas para intentar limitar las pérdidas sufridas en estos meses de cierre obligado. En el caso de Cádiz capital son medio centenar, entre las que ya están aprobadas y las que se adaptarán en unos días.

El turismo andaluz permitirá las primeras ocupaciones en los hoteles de la provincia, aunque algunos centros han optado por retrasar su apertura al mes de julio. Los pisos y apartamentos turísticos serán uno de los más beneficiados por cuanto su puesta en marcha es más sencillo que en un hotel.

Según los últimos datos del Observatorio de Turismo de la Diputación Provincial, el gasto medio de los turistas en la provincia de Cádiz durante el primer trimestre de 2020 fue de 76,3 euros, con una subida del 10,6%, el mayor incremento en toda Andalucía. La esperanza del sector es acercarse en poco plazo de tiempo a esta cantidad para evitar el descalabro de la temporada estival.

Junto al turismo, la apertura de las fronteras interiores facilitará el viaje a sus centros a los estudiantes gaditanos que están matriculados en otras universidades en la región.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios