Movilidad

La Policía Local interpone más de 17.000 multas de tráfico en 2018

  • Las sanciones descienden casi un 10% respecto a 2017

  • El estacionamiento y parada de vehículos en lugares en los que está prohibido siguen siendo las infracciones más repetidas

Un agente de la Policía Local sujeta un radar de control de velocidad. Un agente de la Policía Local sujeta un radar de control de velocidad.

Un agente de la Policía Local sujeta un radar de control de velocidad. / Julio González

Las multas de tráfico tienen una función educativa para que los conductores respeten las normas de circulación. Lo ideal sería que no hiciera falta tocar el bolsillo de los ciudadanos, pero su acción coercitiva es, al final, la más efectiva para que aprendan qué es lo que deben hacer cuando se ponen al volante de un vehículo. En 2018, las sanciones relacionadas con el tráfico descendieron en Cádiz casi un 10% en relación al año anterior. Así, la Policía Local interpuso un total de 17.296 expedientes el pasado año, mientras que en 2017 realizó 18.995 denuncias.

Este dato supone que en 2018 los agentes municipales pusieron una media de 47,38 multas al día, bastante por debajo de las 52,04 denuncias diarias de 2017.

Este registro supone romper con la tendencia al alza que se dio en 2017, año en el que se experimentó una subida destacable al pasar de las 14.040 sanciones que se realizaron en 2016 a los casi 19.000 expedientes de 2017.

Según explicó el superintendente jefe de la Policía Local de Cádiz, Juan Manuel Padilla, el descenso del número de denuncias se debe a que “el conductor se educa” a través de ellas, ya que “el servicio de control del tráfico es el mismo, tiene el mismo número de agentes e, incluso, son los mismos agentes los que están destinados a la sección de Tráfico”.

Respecto a la tipología de las sanciones por cuestiones relacionadas con el tráfico, vuelven a destacar las denuncias relacionadas con el estacionamiento y la parada de vehículos. De hecho, cuatro de los cinco primeros puestos de las infracciones que más se repiten están vinculadas con este asunto. “Cádiz tiene mucha falta de aparcamiento y hay que concienciar a los conductores de que no se puede llegar en coche hasta el mismo sitio en donde vives o hasta el mismo comercio donde vas a comprar”, asegura el máximo responsable del cuerpo municipal.

La multa que encabeza la clasificación es el estacionamiento en zona reservada para la carga y descarga, con 2.290 expedientes sancionadores. Esta tipología de infracción sube del tercer puesto que registró en 2017, ejercicio en el que se produjeron 2.526 denuncias de este tipo. Dentro de las estadísticas de multas de tráfico de la Policía Local, también se incluye otro epígrafe como “estacionar en zona de carga y descarga durante las horas de utilización obstaculizando”, que suma 252 sanciones.

Tras liderar la clasificación de 2017, la infracción por estacionar o parar en la acera desciende al segundo lugar al poner los agentes municipales 2.190 multas en 2018, un dato muy alejado de las 2.760 sanciones del año anterior.

Las denuncias por efectuar un estacionamiento prohibido en una zona debidamente señalizada completan el podio con 2.189 expedientes. En cuarto lugar se sitúan las multas por estacionar en la calzada con 1.679 infracciones.

Las sanciones relacionadas con el radar aparecen en la quinta posición. Aquí se colocan las que se producen por exceder los límites de velocidad en hasta 20km/h, de las que se pusieron un total de 1.561. Por su parte, en 2017 se interpusieron 1.557 sanciones de este tipo. De hecho, los registros por exceso de velocidad son muy parecidos entre 2017 y 2018. El pasado año se tramitaron 1.734 denuncias de esta tipología –1.561 hasta 20 km/h, 152 hasta 30 km/h y 21 hasta 40km/h– frente a los 1.741 expedientes de 2017.

Una de las sanciones que más preocupa a la Policía Local es la del uso del teléfono móvil o cualquier sistema de comunicación manual mientras que se conduce. Este epígrafe aparece en la séptima posición con 605 sanciones. A esto hay que sumar otras cinco multas por el uso de cascos por parte de los conductores, por lo que se produjeron un total de 610 sanciones de esta índole. Este número es considerablemente inferior a los 703 expedientes de este tipo que se abrieron en 2017.

Con estos datos, el superintendente jefe de la Policía Local, Juan Manuel Padilla, resalta que la intención del cuerpo municipal “es bajar los números”, pero precisa que “tampoco podemos estar aconsejando a los ciudadanos porque si se dan cuenta de que lo que estamos haciendo es aconsejar, al final reinciden y reinciden”.

Una de las noticias que respalda la labor de la Policía Local es el informe TomTom Traffic Index 2018 que indica que Cádiz es la ciudad en la que menos atascos se produjeron en España y la penúltima de las 403 localidades estudiadas de 57 países. Ante este dato positivo, el responsable del cuerpo municipal resalta que “influyen varios conceptos”, calificando como “fundamental” la apertura del puente de la Constitución de 1812. A esto une que “tenemos muchos agentes dedicados exclusivamente al tráfico y el buen contacto continuo con el centro de control del tráfico”, lo que permite que la circulación “sea fluida”.

Por todo ello, Padilla quiso agradecer públicamente a los agentes de la Policía Local el trabajo que desarrollan en las calles.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios