Cádiz

Los Graduados Sociales quieren crear una fundación sobre el Tribunal Supremo en Cádiz

El presidente de los Graduados Sociales de Cádiz, José Blas Fernández

El presidente de los Graduados Sociales de Cádiz, José Blas Fernández / Jesús Marín (Cádiz)

El colegio de Graduados Sociales de Cádiz y su presidente, José Blas Fernández, siguen en el empeño de perpetuar el hecho histórico que une Cádiz al Tribunal Supremo. Y es que fue en esta ciudad donde se creó este órgano judicial allá por 1812; una cuestión que los graduados sociales quieren que tenga relevancia en el mundo jurídico actual.

Por este motivo, la entidad ha dirigido un escrito al alcalde de Cádiz, Bruno García, solicitando la implicación del Ayuntamiento en la creación de "un ente" cuyo objetivo sería "exaltar y perpetuar la importancia de Cádiz en la creación del primer Tribunal Supremo, cuyo ejemplo se difundió por todo el orbe iberoamericano". Proponen los graduados la creación de una fundación que liderara el Ayuntamiento y en la que participaran otras entidades e instituciones relacionadas con la Justicia.

En concreto, nombra el colegio oficial gaditano al Ministerio de Justicia, el Consejo General del Poder Judicial, la Consejería de Justicia de la Junta de Andalucía, los colegios de los profesionales del Derecho establecidos en Cádiz, la Universidad "y otros dignos estamentos jurídicos, como pueden ser la Audiencia Provincial (de Cádiz) o el Decanato de jueces".

La labor que se pretende con esa fundación sería "convertirse en epicentro de todos los eventos jurídicos, académicos, encuentros y actividades de estudio en el ámbito del Derecho en todas sus facetas, erigiéndose en referente iberoamericano de las garantías jurídicas de los Estados de Derecho, en el que participarían todas las colonias que estuvieron bajo la tutela de aquel primer Tribunal Supremo que creó la Constitución de Cádiz de 1812".

Para ello, llegan los graduados sociales a plantear diversas posibles sedes de esta fundación. "En la futura Ciudad de la Justicia, Casa de Iberoamérica, Casino Gaditano o aquel inmueble que el Ayuntamiento pueda beneficiar, ya que ese referente sería un lugar de permanente encuentro de juristas y profesionales del Derecho, incluyendo a la judicatura, la Fiscalía y catedráticos especialistas de la materia", exponen al alcalde, a quien han solicitado una reunión para abordar esta cuestión, convencidos de que la puesta en marcha de esta iniciativa "tendría un efecto multiplicador de visitantes y ponentes del mundo jurídico que no tendría precedentes al ser el Tribunal Supremo un privilegio para la ciudad que le vio nacer".

El origen, en el Palacio de Recaño

La primera sede que tuvo ese Tribunal Supremo constituido en el año 1812 fue el Palacio de Recaño. Y en ese histórico edificio "se concibió la posibilidad de que la primera planta albergarse un Centro Iberoamericano de Estudios Jurídicos" en tiempo de Teófila Martínez al frente de la Alcaldía de Cádiz, como recuerda el presidente de los Graduados Sociales (que entonces era también teniente de alcalde del Ayuntamiento). 

Ese proyecto "fue reconvertido en Museo del Carnaval por el gobierno siguiente", recuerda Fernández, que ha visto cómo tampoco ha prosperado en estos años su propuesta de que al menos ese hecho histórico acontecido en la Torre Tavira quede en el recuerdo mediante una placa.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios