Cádiz

Limpiar Cádiz sin medios ante el coronavirus

  • Empleados de Sufi Cointer siguen denunciando el modo en que se ven obligados a realizar su trabajo

  • Denuncian la falta de guantes y tienen mascarillas porque las donó una asociación

Operarios de limpieza baldean una calle de Cádiz en estos días de epidemia Operarios de limpieza baldean una calle de Cádiz en estos días de epidemia

Operarios de limpieza baldean una calle de Cádiz en estos días de epidemia / Julio González

Las medidas se extreman, las calles quedan cada vez más vacías, las recomendaciones sanitarias se van grabando a fuego en el día a día. Pero al igual que ocurre con los profesionales de hospitales y centros médicos, en el servicio de limpieza viaria y recogida de basuras de la ciudad el trabajo habitual se desarrolla con especial preocupación en estos días de pandemia. Varias son ya las denuncias que han elevado los trabajadores de Sufi Cointer, que reclaman más medios y medidas protectoras en la labor que realizan a diario.

El día a día de un barrendero cualquiera empieza por la vestimenta. Y con ella, los primeros problemas. “En la empresa hablan de EPIS, pero lo único que nos han proporcionado son guantes”, asegura un operario. Y tres días después de declararse el estado de alarma, añade.

Las mascarillas han llegado bastantes días más tarde. Y no por equipamiento de la empresa, sino por medio de una iniciativa solidaria, la asociación Puntadas Solidarias, que envió a la plantilla 250 mascarillas. “Estamos muy agradecidos, pero mucho más avergonzados porque una empresa privada esté robando la solidaridad de nuestros vecinos”, denunciaba un trabajador en las redes sociales. “Mientras en la sanidad pública están utilizando bolsas de basura a modo de bata, mientras hay familias con necesidad de estos medios de protección que no pueden acceder a ellos, la empresa por ahorrarse ¿30? ¿50? céntimos por operario, prefiere despojar de este recurso a colectivos mucho más necesitados”, sigue relatando la denuncia pública.

Tampoco tienen información los trabajadores de Sufi Cointer -aseguran- sobre el modo en que tienen que tratar estos EPIs. Qué hacer cuándo se dejan de utilizar, dónde depositarlos… De hecho, guantes y mascarillas aparecen tirados en papeleras del centro de trabajo abiertas y sin ningún tipo de prevención.

Una vez en la calle, siguen denunciando los trabajadores que son más de los que empresa y Ayuntamiento acordaron al inicio de la crisis. “Por el día deberían salir un total de 19 operarios, y están saliendo 23 sólo del cuartelillo de Huerta del Obispo”, aseguran; por la noche, son 15 barrenderos y 5 mochilas los que salen a las calles de la ciudad, “cuando tenían que ser 12 y 6”, explican.

En el lado contrario, apuntan que la empresa ya está tramitando las bajas del personal de riesgo, tal y como demandaban hace unos días los sindicatos. “No nos parece lógico que lo estén haciendo como bajas laborales, pero lo importante es que se esté quitando de la calle al personal de riesgo”, indican.

En el trabajo de calle, estos trabajadores que cuidan de la limpieza de la ciudad se enfrentan estos días a otro problema. Al estar todo cerrado y la ciudad prácticamente sin actividad, más aún por la noche, no encuentran un lugar en el que hacer sus necesidades o en el que lavarse las manos. “Nos dan dos parejas de guantes para toda la noche. Pero no podemos estar sin quitarnos los guantes tres horas y media”, indican. Además, aseguran que no han sido provistos de ningún gel desinfectante o similar que puedan llevar en su equipo de trabajo, especialmente los barrenderos. “Únicamente al finalizar la jornada y cuando ya nos vamos a ir para casa, el encargado nos da una gota de gel”, señala un operario.

En esto de la desinfección pone el acento la plantilla en los utensilios diarios. Carros, escobas, vehículos… Nada de eso se desinfecta al finalizar la jornada. Y eso por no hablar del mal estado de unas instalaciones que llevan años denunciando los sindicatos y la plantilla y que siguen con goteras cuando llueve o sin condiciones mínimas de seguridad e higiene.

Una desinfección insuficiente

Trabajos de desinfección en una papelera, con la bolsa de plástico en su interior Trabajos de desinfección en una papelera, con la bolsa de plástico en su interior

Trabajos de desinfección en una papelera, con la bolsa de plástico en su interior / Julio González

Respecto al día a día de este servicio de limpieza viaria, señalan también los operarios que los trabajos de desinfección que se están realizando en la vía pública son del todo insuficientes. “Se están desinfectando papeleras y contenedores sin vaciar, lo cual es absurdo porque en las papeleras por ejemplo cuando se quita la bolsa de plástico ya está igual que antes de desinfectarla”, explican. Ante esta situación consideran los denunciantes que se produce un doble peligro, porque a la desinfección incorrecta se une “una falsa confianza entre la ciudadanía que cree que está desinfectado, por lo que es aún más peligro”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios