San Fernando

'300 pavos', una webserie isleña

  • El Ayuntamiento colabora en el rodaje y apuesta por la iniciativa de Diego Villalba

El primer episodio lleva tan solo unos quince días colgado en youtube y ya ha recibido más de 36.000 visitas. Diego Villalba, el alma mater del proyecto, no da crédito. 300 pavos, la primera serie isleña realizada para su difusión por internet no ha podido empezar con mejor pie. Y a ello, al menos en parte, ha contribuido la decidida colaboración del Ayuntamiento y del área municipal de Desarrollo de la Ciudad -coordinada por Ángel Martínez- que se ha volcado con la ficción.

"Ayudar a estos proyectos es también contribuir al desarrollo de la ciudad", dijo el edil popular ayer en las instalaciones municipales del Centro de Congresos, donde se llevó a cabo la presentación de esta serie que narra en clave de comedia local las peripecias de tres jóvenes isleños en paro obligados a hacer "trabajitos especiales" para salir adelante. "Son tres y cada uno cobra cien pavos por esos trabajitos. De ahí el título, 300 pavos", explicó Martínez, que auguró un gran éxito a la iniciativa y animó a los isleños a visionarla a través de la red. "Van a llegar lejos", dijo.

"Es una serie con gente de La Isla y para La Isla", explicó su productor Diego Villalba. En principio no tiene más pretensiones. "Si llega a más, mejor. Pero en principio solo se pretendíamos eso. Hacer una serie para La Isla".

¿Y en qué ha consistido la colaboración municipal? Pues, principalmente, en facilitar medios y allanar el camino. "Por ejemplo, para el rodaje del primer capítulo hacía falta una joyería para simular un atraco y no encontrábamos ninguna. Se lo planteamos al Ayuntamiento y conseguimos, no una joyería, pero si una floristería que se transformó en joyería. Y de ello se encargó el Ayuntamiento. La respuesta además fue muy rápida", explica el artífice del proyecto.

Además, han conseguido incluso la colaboración de agentes de la Policía Local, que no actores, para participar en la webserie, con coche patrulla incluido. Por ello, no era de extrañar que ayer el equipo de 300 pavos mostrara su agradecimiento al Consistorio y al concejal de Desarrollo de la Ciudad, Ángel Martínez.

La serie -eso sí- está rodada con presupuesto cero. El rodaje del primer capítulo tuvo un coste de nueve euros, que es exactamente lo que costó comprar una granada de juguete.

"En principio pensaba hacer esto solo -explica Diego Villalba- pero luego fue sumándose cada vez más gente y me dí cuenta de que podíamos hacer un buen trabajo". 300 pavos está abierto a todos, según su productor. El que quiera colaborar o actuar solo tiene que contactar con ellos. "No es necesario ser actor", apuntó.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios