San Fernando

El Mercado Central de San Fernando tendrá una zona gourmet

  • El Ayuntamiento licita la redacción del proyecto para acometer la segunda fase de la remodelación de la plaza de abastos, donde apuesta por introducir usos de hostelería compatibles 

Fachada del Mercado Central, en cuyas calles del entorno también se están llevando a cabo obras de reurbanización. Fachada del Mercado Central, en cuyas calles del entorno también se están llevando a cabo obras de reurbanización.

Fachada del Mercado Central, en cuyas calles del entorno también se están llevando a cabo obras de reurbanización. / D.C. (San Fernando)

La remodelación del Mercado Central emprendida por el Ayuntamiento isleño incluirá definitivamente el acondicionamiento de una zona gourmet en su segunda fase, para la que se ha licitado ya el contrato para la redacción del proyecto y dirección de obra.

La apuesta por abrir la plaza de abastos a usos de hostelería compatibles con la actividad propia del Mercado Central –una exitosa fórmula que se aplica en otras muchas localidades– se baraja desde hace varios años para ayudar a revitalizar este espacio. No obstante, hasta ahora no se ha dado el primer paso en firme para llevar a cabo estos planes municipales al licitarse la redacción del proyecto con un presupuesto de 22.750 euros y un plazo de dos meses.

La zona gourmet constituye la apuesta más llamativa de esta segunda fase de la remodelación del Mercado Central, que supondrá en total una inversión de 325.000 euros. Aunque la actuación prevista incluirá también la renovación de revestimientos interiores, la reparación de instalaciones existentes, la sustitución de las barajas de los puestos existentes y la renovación de la imagen de los puestos.

El proyecto, en definitiva, pretende “adecuar la plaza de abastos a las nuevas necesidades que requiere el uso compatible de hostelería, así como subsanar aquellas patologías que, debidas al paso del tiempo, están presentes en el edificio”, tal y como se detalla en el pliego de condiciones del contrato.

La remodelación del Mercado Central se pretende desde principios del anterior mandato –ya se ha acometido una primera fase, aunque con un resultado muy distinto al esperado– y coincide también con la reurbanización de las calles del entorno que se lleva a cabo también desde principios del pasado año.

La transformación planteada por el ejecutivo municipal para el Mercado Central comenzó con el traslado de los puestos de pescadería a la nave central para agrupar a todos los detallistas, que se inició en 2018 y terminó con un notorio retraso en octubre de 2019. No obstante, los problemas dieron la cara desde el primer momento dadas las múltiples deficiencias de ejecución de la obra. De hecho, los fallos en la red de desagües de los puestos de pescadería –y las filtraciones que provocan al parking subterráneo– obligarán ahora a intervenir de nuevo y a levantar todos los puestos de pescadería para reconstruir las canalizaciones. Este nuevo contrato –presupuestado en 161.687,41 euros– todavía no se ha adjudicado y, previsiblemente, se llevará a cabo a lo largo de 2021.

La segunda fase y su zona gourmet tendrán que esperar al proyecto y, posteriormente, a la correspondiente licitación y adjudicación de las obras.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios