Bibliotecas | Un resumen del Plan Lector para Cádiz Pasar páginas

  • ‘Cádiz, ciudad lectora’ es el lema del Plan Lector que empezó en abril de 2017 y que ofrece en su programación hasta quince actividades para el fomento de las letras

Una de las salas de la biblioteca municipal Adolfo Suárez. Una de las salas de la biblioteca municipal Adolfo Suárez.

Una de las salas de la biblioteca municipal Adolfo Suárez. / Lourdes de Vicente

Comentarios 0

Nadie duda de la necesidad de contar con una sociedad lectora, una sociedad atrapada por la fascinación que ejerce la literatura en todos sus géneros. Leer constituye uno de los cimientos más sólidos de una sociedad que aspire a ser más igualitaria, más tolerante, más solidaria y, también, más crítica. Avanzar en el fomento de los libros y elevar de manera considerable unos índices de lectura no satisfactorios son dos de los principales objetivos del Plan Lector Municipal de Cádiz, una iniciativa surgida en el seno del Plan Director de Cultura que, bajo el título genérico de Cádiz, ciudad lectora, se construye a partir de un amplio abanico de actividades y que se apoya significativamente en la red municipal de bibliotecas y, sobre todo, en el equipo humano que día a día trabaja con ese amplio objetivo de que los gaditanos apuesten por pasar una y otra vez las páginas de tantas historias que se esconden entre las hojas de los libros.

La concejala de Cultura del Ayuntamiento de Cádiz, Eva Tubío, califica de “prioridad absoluta” la puesta en marcha y el desarrollo de este Plan Lector Municipal que pretende “elevar los niveles de lectura” en la ciudad convirtiendo sus bibliotecas en “espacios vivos” y, al mismo tiempo, generar “nuevos espacios de lectura” e implicar a las familias en este reto lector. También se propone este plan no perder de vista el uso de las nuevas tecnologías y el fomento de la literatura gaditana a través de sus autores, editores y librerías.

Reconoce Tubío, sin que le duelan prendas, que su departamento se encontró en este caso con una buena red de bibliotecas, bien dotadas materialmente y con un equipo humano eficiente que ha demostrado desde un principio sus ganas de implicarse en este plan lector que se puso en marcha en abril de 2017 y que ya ha encontrado el respaldo, por ejemplo, de la Fundación Cajasol de La Caixa, que ha concedido este año una subvención de 24.000 euros que redundará en la mejora del plan y de los espacios de lectura.

Destaca la concejala que en las bibliotecas gaditanas existe un perfil de usuarios “muy diverso”. Aunque el plan es general y está dirigido a los ciudadanos en su conjunto, hay colectivos de destinatarios más preferentes que son los lectores más jóvenes –con los niños y adolescentes en un primer plano–, las familias como núcleo en el que puede nacer el interés por la lectura, las personas mayores y los discapacitados –beneficiarios del programa ‘La biblioteca en casa’ que se pondrá de nuevo en marcha próximamente– y aquellas personas que la concejala define como “mediadores de lectura”, profesionales del sector y profesores que también juegan un papel esencial en el fomento de los libros. No se olvida Eva Tubío de los medios de comunicación, con especial participación de la radio y televisión municipal. “Todos somos Plan Lector”, resume la concejala.

Hasta quince actividades dan cuerpo a este Plan Lector de Cádiz. Son las herramientas que sirven para construir este edificio de letras que pretende levantarse en la capital gaditana a partir de sus bibliotecas pero contando también con otros espacios, incluso aquellos que en principio podrían considerarse alejados del entorno de la literatura y de la lectura como ocurrirá pronto con el programa ‘La segunda oportunidad’, destinado a dejar libros de segunda mano “en lugares no convencionales de lectura”, como por ejemplo un centro de salud, para que puedan ser cogidos por las personas que quieran para leerlos en el lugar o incluso para llevarlos a casa.

La concejala Eva Tubío explica que el plan es "una prioridad absoluta" de su área de Cultura

Sí funcionan ya, y con éxito en forma de lista de espera, los clubes de lectura que se celebran cada quince días en las bibliotecas de Santa María y Adolfo Suárez, una actividad que mereció recientemente el reconocimiento de la Asociación de Amigos de Fernando Quiñones porque algunos de sus encuentros han estado dedicados al escritor chiclanero.

También logró el respaldo ciudadano el programa de ‘La biblioteca en casa’, que salió adelante durante seis meses gracias al proyecto presentado ante la Junta de Andalucía y que en breve volverá a ponerse en marcha en la biblioteca Adolfo Suárez de Puertatierra. Alrededor de un centenar de usuarios se beneficiaron de un proyecto en el que las personas de más edad o con alguna discapacidad pueden recibir los libros en préstamo en su propia casa, sin necesidad de que se desplacen hasta la biblioteca.

‘El libro del mes’ y ‘El lector del mes’ son otros de los programas con los que se trata de incentivar la lectura en las bibliotecas de la ciudad. En el primero de ellos se elige un libro que se sitúa de manera destacada en el patio central de la biblioteca Celestino Mutis, mientras que el segundo programa persigue premiar a la persona que, en el conjunto de las bibliotecas municipales, haya solicitado más libros en préstamo.De premio, en un intento de que la cultura genere más cultura, entradas para los espectáculos del Gran Teatro Falla.

Una de los programas importantes del Plan Lector es el encuentro con los autores, una charla mensual con escritores gaditanos que se realizan en la biblioteca Adolfo Suárez.

Como también destacan las actividades destinadas a los más pequeños: las visitas escolares concertadas a lo largo de todo el año, los cuentacuentos en las bibliotecas de Santa María, La Viña y Adolfo Suárez, el taller de lecturas dramatizadas, dirigido sobre todo a adolescentes y jóvenes, el programa ‘Nuevos lectores’ para los alumnos de educación infantil y el taller ‘El perro Leo’.

Y para los mayores, el taller ‘Herramientas de la memoria’ que, dirigido por David Monthiel, recoge los testimonios orales y escritos de personas mayores acerca de acontecimientos históricos de la ciudad que ellos pudieron vivir, una interesante iniciativa que tomará forma de libro en los próximos meses.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios