Arqueología

Aparecen restos de un edificio y un columbario de época romana en el chalé la Porteña de Bahía Blanca

  • Han localizado varias estancias de esta edificación, mientras que la estructura funeraria se encuentra en mal estado de conservación

Resto del edificio romano y del columbario localizado en el antiguo chalé La Porteña.

Resto del edificio romano y del columbario localizado en el antiguo chalé La Porteña. / Jesús Marín

Restos de un edificio con diferentes estancias y de un columbario de época romana han sido hallados en el solar del antiguo chalé de la Porteña, en Bahía Blanca. Los trabajos arqueológicos previos para la construcción de esta edificación de 10 viviendas han dejado al descubierto estas estructuras cuya funcionalidad aún no ha trascendido y los restos de esta estructura funeraria en uno de sus extremos, que se encuentra desmontada, en mal estado de conservación, y de la que se conserva exactamente el arranque de la cimentación. De forma paralela, durante la excavación que aún está en curso también han localizado el indicio de una tumba de inhumación tardía.

Los trabajos arqueológicos que dirigen Adrián Santos Allely y Jacobo Vázquez Paz comenzaron en diciembre de 2021 y actualmente continúa con la excavación de la estructura del edificio y el propio columbario, aunque de momento no se ha localizado material de ajuar vinculado.

La zona donde han aparecido estos restos de edificaciones se ubica precisamente muy cerca de los columbarios de la calle General Ricardos, que aguardan enterramientos de incineración e inhumación hallados durante la excavación que tuvo lugar en 1985. Una zona de Extramuros en la que históricamente han aparecido importantes sectores de la necrópolis romana de Cádiz.

Fuentes de la empresa promotora afirman que la entidad del hallazgo determinará si estas edificaciones romanas "se conserven in situ o se trasladen a otro lugar". En caso de que la Delegación de Cultura de la Junta de Andalucía decida poner los restos en valor, será necesaria una pequeña modificación del proyecto que afectaría a la rampa de acceso al garaje del edificio, "pero en ningún momento a las propias viviendas ni a las zonas ajardinadas". Será en mayo cuando se determine el futuro de estos restos. 

El nuevo edificio con 10 viviendas que afronta el grupo inmobiliario sevillano GS incluye una piscina en su azotea y una zona ajardinada en lo que era el antiguo chalé La Porteña. La construcción exhibía un coqueto diseño, con un porche cerrado en su acceso principal especialmente llamativo, y un frondoso jardín que rodeaba toda la finca de 750 metros cuadrados. Perteneció a la familia Prada, cuyos miembros relacionados con la diplomacia exterior.

Los últimos hallazgos más allá de la necrópolis

En Extramuros, más allá de la necrópolis, son pocas las construcciones asociadas a otros usos que se han localizado. Aún se desconoce la funcionalidad de las estancias que acaban de aparecer, pero no son las únicas que podrían tener otras funciones. En 2014 se encontró en la calle Huerta del Obispo una zona de almacenaje de un edificio de época romano-republicana (siglo II-I a.C.). Se trataban de restos de estructuras articuladas en torno a un patio y con un pozo central que dividía el espacio en dos mediante un murete. 

Más recientemente, en las obras de Garaje América, se localizaron también varias tumbas de cista y de cremación en fosa simple, además de una construcción a nivel de cimentación de época alto imperial romana cuya funcionalidad quedó por precisar, pues no se puso excavar por encontrase en su mayor parte bajo la rampa de acceso al solar.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios