Provincia de Cádiz

El comité de Navantia Puerto Real vuelve a la calle para exigir barcos

  • La representación sindical reclama un "reparto justo" de la carga de trabajo entre los astilleros de Galicia y Puerto Real

  • "Es la última vez que salimos solos", advierte la presidenta del comité, Margarita Forné

Miembros del comité de Navantia se manifiestan frente a las Puertas de Tierra. Miembros del comité de Navantia se manifiestan frente a las Puertas de Tierra.

Miembros del comité de Navantia se manifiestan frente a las Puertas de Tierra. / Lourdes de Vicente

El comité de empresa de Navantia Puerto Real se ha vuelto a manifestar este viernes en Cádiz para exigir a la empresa que cumpla los compromisos acordados en su Plan Estratégico. Los representantes de los trabajadores se han manifestado entre las Puertas de Tierra y San Juan de Dios para expresar su preocupación por el futuro del astillero, que no tiene en cartera por ahora ningún contrato de construcción naval.

"Es la última vez que el comité de empresa sale solo a la calle", ha advertido su presidenta, Margarita Forné, que ha avanzado que si la dirección no responde a sus demandas, en la próxima movilización participarán también la plantilla y la industria auxiliar. "Queremos que la empresa cumpla lo prometido", ha insistido Forné,  en referencia al Buque de Acción Marítima de Investigación Subacuática (BAM-IS) y a los ferris para el Ejército de Tierra (TLET) que inicialmente se iban a fabricar en el astillero puertorrealeño.  La empresa naval se comprometió en febrero a que "en breve" se iniciarían los trabajos de ingeniería del BAM-IS, pero no se ha vuelto a saber nada de esta iniciativa.

Asimismo, el comité de empresa ha exigido a la empresa "un reparto justo de la carga de trabajo entre territorios" ante los rumores que apuntan a que se está negociando con Arabia Saudí un contrato para construir dos buques auxiliares AOR que podrían ir a Ferrol. 

Un miembro del comité exhibe una pancarta exigiendo buques para Puerto Real. Un miembro del comité exhibe una pancarta exigiendo buques para Puerto Real.

Un miembro del comité exhibe una pancarta exigiendo buques para Puerto Real. / Lourdes de Vicente

Para el comité, el astillero de Puerto Real no puede limitarse al negocio off-shore y debe aspirar a seguir construyendo barcos. Tampoco está satisfecho con la llegada de cruceros para ser reparados en su dique seco, como el Rhapsody of the Seas. "Eso es algo que factura el astillero de Cádiz. A nosotros nos alquilan el dique porque no tienen capacidad de respuesta y a cambio nos dejan un vertedero", ha criticado Forné. La próxima semana se reunirán con el subdelegado del Gobierno en Cádiz, pero el comité considera que este encuentro llega "fuera de plazo" al celebrarse después de las elecciones de este domingo.

Desde la entrega del último petrolero para Ibaizábal, la factoría gaditana no tiene ningún barco en cartera, salvo la construcción de varios módulos para el contrato de las corbetas que se está ejecutando en Navantia San Fernando. Además, en los próximos meses llegarán varios cruceros para ser reparados, ante la falta de espacio en el astillero de Navantia Cádiz, según anunció la presidenta de la empresa pública, Susana de Sarriá, el pasado mes de julio.

La principal actividad de Puerto Real en estos momentos es la finalización de tres contratos relacionados con el negocio off-shore. En agosto celebró el acto de corte de la primera chapa de una plataforma para un campo petrolífero en Noruega. Asimismo, trabaja en la construcción de 20 soportes para el parque eólico marino Moray Firth Offshore East, y en la estructura de un molino flotante para el campo Kincardine, ambos en Escocia. Con estos encargos, Puerto Real cuenta con carga de trabajo durante algo más de un año para más de 3.000 trabajadores, según defiende la empresa.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios