CORONAVIRUS CÁDIZ

Doce meses de pandemia: 71.831 contagios y 1.322 muertes en Cádiz

  • El 5.8% de los gaditanos ya se ha infectado y la letalidad alcanza al 1,8% de los contagios de la provincia

  • Alcalá del Valle es el municipio con peor porcentaje de contagios (9,5%) y La Línea el que tiene la letalidad más alta, por encima del 5% de muertes entre los afectados por el virus

  • Solo tres municipios cumplen el año de estado de alarma sin víctimas mortales: Benaocaz, Torre Alháquime y Villaluenga

Ilustración: Miguel Guillén

Ilustración: Miguel Guillén

No ha sido hasta ahora, al cumplirse un año desde que el coronavirus se instalase en el centro de nuestras vidas, cuando hemos comprobado que la primera ola de la pandemia apenas pasó de puntillas por la provincia de Cádiz. Entonces, con todo el país confinado, la actividad no esencial cerrada a cal y canto y un profundo temor en la población, comprobábamos los estragos del virus más desconocido fuera de nuestras fronteras. No es que pasara de lago, marzo dejó casi mil contagios en la provincia y 14 víctimas mortales, pero ahora podemos saber que entonces lo peor estaba por llegar y que esos datos que nos escandalizaban en la primera ola se producirían a diario en la segunda oleada y se multiplicarían en la tercera.

Evolución de los contagios en los doce meses de pandemia Evolución de los contagios en los doce meses de pandemia

Evolución de los contagios en los doce meses de pandemia / Gráfico: Miguel Guillén - Datos: Consejería de Salud y Familias

Los contagios de la primera oleada, desde mediados de marzo hasta principios del mes de mayo, fueron 1.253. A partir de ahí, con la sensación de una victoria a medias, comenzaba una desescalada que, aunque mantuvo con un goteo de contagios continuo, dejó un inicio de verano en el que el virus dio un respiro con una subida media de diez contagios a la semana.

El verano se salvó, en lo que a la hostelería y el turismo se refiere, y las consecuencias las empezamos a pagar con la llegada de agosto. La expansión del virus fue exponencial. Entendimos de una manera muy gráfica lo que ya nos habían contado los expertos: cada persona contagiada puede contagiar a otras tres. Y así fue: 158 contagios la primera semana de ese mes, 420 la segunda, 580 la tercera y 806 la cuarta semana. Cuando entramos en septiembre, ya se registró 1.173 positivos en su primera semana y, sin apenas darnos cuenta, coincidiendo con el inicio del curso escolar, estábamos en la segunda gran ola de pandemia, que dejó más de 28.000 infectados y 266 víctimas mortales.

Gráfico: Miguel Guillén - Datos: Consejería de Salud y Familias Gráfico: Miguel Guillén - Datos: Consejería de Salud y Familias

Gráfico: Miguel Guillén - Datos: Consejería de Salud y Familias

¿Cuándo acabó la segunda ola? Oficialmente, los datos del ministerio de Sanidad y de la consejería de Salud y Familias marcan su fin el 20 de diciembre. No es que entonces la curva empezase a remitir, sino que se daba entrada a la tercera ola/tsunami que ha sido la peor de todas. De hecho, los gráficos ni tan siquiera marcan una curva. A partir de ese momento vemos una pared que nos disparó hasta las peores semanas de toda la crisis sanitaria, que se iniciaron, como ya se preveía, 15 días después de la Navidad. Entre el 11 y el 31 de enero de 2021 se produjeron más de 22.500 contagios y se contabilizaron casi 300 muertes en la provincia. No fue mejor el mes de febrero, cuando se vivieron los dos días más negros de la pandemia hasta el momento. El 4 de febrero se registraron en la provincia 2.132 contagios en solo 24 horas. Días más tarde, el 8 de febrero, el récord que se batió fue el de fallecidos en un día: 35 víctimas mortales con Covid-19. Así, hasta llegar a los 71.831 contagios y 1.322 muertes con Covid-19, con los que amanece Cádiz este domingo.

EL VIRUS VA POR BARRIOS

La incidencia de la pandemia en la provincia de Cádiz ha sido muy similar en todos los distritos sanitarios y en cada una de las localidades. Aunque hay pequeñas variaciones dependiendo del distrito y algunas particularidades en determinadas poblaciones, en general, todos están cercanos la media de la provincia, donde se ha contagiado el 5.8% de los habitantes, y la letalidad del virus marca un 1.8%, el mismo de la comunidad autónoma de Andalucía, y pode debajo de la media de España y Europa, que alcanza el 2.2%.

Por distritos sanitarios, ha sido el de Bahía de Cádiz – La Janda el que ha tenido un mejor comportamiento. Pese a que ha sido la zona donde se ha registrado mayor número de contagios (unos 25.000), es también la más poblada y, por tanto, el único distrito con un porcentaje de contagiados por debajo del 5%, concretamente, el 4.8%. También tiene el menor porcentaje de fallecidos respecto a los contagiados de toda la provincia, con una letalidad del 1,5%.

Le sigue el segundo distrito más poblado, el de Jerez – Costa Noroeste, donde más de 20.000 personas resultaron positivas en Covid-19 tras someterse a una prueba. Eso indica que el 5.9% de los residentes en el distrito se contagiaron. En esta zona la letalidad es del 1.7%. También por debajo de la media provincia.

En la Sierra de Cádiz, aunque tienen un porcentaje de contagios levemente inferior a la de Jerez – Costa Noroeste, los decesos de personas con Covid han tenido peor evolución llegando al 1,9% de letalidad, pese a que algunas de sus localidad han cumplido el año de pandemia con cero víctimas.

Los datos más negativos se encuentran en el Campo de Gibraltar, tanto en el distrito Este, con un 7,5% de población contagiada y un 1,9% de ellos fallecidos; como en el distrito Oeste, donde contrajeron la enfermedad un 6,1% de sus residentes y el porcentaje de defunciones en afectados por la Covid ha alcanzado el 3%, el más alto de todos los distritos, e incluso por encima de la media de Europa.

Estos datos cambian si nos centramos en cada localidad. Es evidente que las que han registrado el mayor número de contagios son las grandes ciudades, las más pobladas: Jerez (13.698), Algeciras (7.847) o Cádiz (5.833). Sin embrago, en proporción al número de habitantes ninguna de ellas está a la cabeza. Es Alcalá del Valle, con un 9,5% de sus vecinos contagiados, el municipio donde la incidencia ha sido mayor. Le siguen: Castellar (8,37%), La Línea (8,17%), Grazalema (7,79%) y Villamartín (7,40%).

También es Alcalá del Valle el municipio de la provincia que a lo largo de este año de pandemia ha tenido uno de los peores porcentaje de fallecidos, perdiendo a casusa de la Covid a un 0.37% de su población. Esta localidad serrana fue la primera de la provincia en registrar un brote de coronavirus en una residencia de mayores. Solo unos días después de declararse el estado de alarma, cuando el SARS-CoV-2 era aún un completo desconocido, ya se habían confirmado más de 60 casos. En el mes de mayo, cuando se dio por vencida la primera ola, en la residencia de mayores de esta localidad de 5.043 habitantes ya habían sufrido 12 defunciones y un total de 72 casos confirmados. Hasta la fecha han sido 19 víctimas.

Sin embargo, la peor letalidad (porcentaje de fallecidos respecto a los contagiados) de toda la provincia se encuentra en La Línea, con un 5,14%. Por contra, después de un año de pandemia, afortunadamente, hay tres localidades donde el virus no se ha cobrado ninguna vida, los tres únicos municipios de menos de mil habitantes: Benaocaz, Torre Alháquime y Villaluenga. Respecto a los contagios, los porcentajes más bajos se han producido en este año en El Bosque (1,87%), Zahara de la Sierra (2.03%), Torre Alháquime (3,01%) y Ubrique (3,52%). Todos en la Sierra de Cádiz.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios