Campaña almadrabera

La almadraba de Conil inicia su temporada con los primeros trabajos de tierra

  • La OPP51 continuará sus investigaciones sobre especies invasoras con la Universidad de Sevilla

Los trabajadores de la almadraba han iniciado los primeros trabajos de tierra. Los trabajadores de la almadraba han iniciado los primeros trabajos de tierra.

Los trabajadores de la almadraba han iniciado los primeros trabajos de tierra. / OPP-51 (Conil)

La Organización de Productores Pesqueros número 51, (OPP-51), que gestiona las almadrabas de Zahara de los Atunes, Tarifa y Conil, ha informado del inicio, esta semana, de los trabajo de tierra en Conil, que da inicio a la fase de calamento. El próximo lunes, día 15 de febrero, se prevé el inicio de la puesta en marcha de los trabajos en Zahara de los Atunes y Tarifa. Así, con este paso, todas las almadrabas agrupadas en esta Organización de Productores Pesqueros (OPP-51) habrán comenzado oficialmente su temporada. 

Por la actual crisis de la Covid-19, al igual que la campaña anterior, se extremarán las precauciones, reforzándose medidas y protocolos para evitar cualquier tipo de riesgo entre la plantilla. En este sentido, todos los trabajadores de la almadraba de Conil, al igual que hará el personal de Tarifa y Zahara de los Atunes, han sido sometidos a un cribado antes de su incorporación y han recibido formación sobre los protocolos de actuación y prevención de riesgos frente al coronavirus. 

La temporada de almadraba consta de tres fases: el calamento, que se inicia ahora. En ella se preparan todos los enseres que después se trasladan al mar como son las boyas, redes y anclas. La segunda fase será la de pesca, que se dará entre finales de abril y principios de junio con las tradicionales levantás; y la leva, última fase en la que se recoge todo el material que ha facilitado la captura del atún rojo salvaje de almadraba en la costa gaditana.

Investigación sobre especies invasoras

Por otro lado, la OPP-51 continuará este año con las investigaciones sobre las especies invasoras junto al departamento de Zoología de la Universidad de Sevilla. Cabe recordar que, en las últimas dos temporadas, las especies invasoras complicaron las labores de pesca y leva en las almadrabas, ocasionando graves daños materiales. 

Así, a los muestreos submarinos, análisis o nuevos tipos de redes que fueron realizados en la pasada campaña, se unirán otras acciones similares en este año y que forman parte de la investigación científica conjunta.

Además, coincidiendo con el inicio de la temporada, la OPP-51 ha lanzado junto a la empresa Gadira, su comercializadora exclusiva, una serie de videos didácticos. Esta serie de filmaciones, que se difundirán en redes sociales, pretenden divulgar y rendir homenaje a este oficio ancestral que se da en los pueblos almadraberos desde tiempos fenicios.

Cabe resaltar que el atún rojo salvaje de almadraba se ha convertido en un gran atractivo y abanderado gastronómico de la provincia, traduciéndose en fuente de empleo para el sector industrial, hostelero y turístico.

La directora gerente de la Organización de Productores Pesqueros de Almadrabas, Marta Crespo, ha apuntado que esta nueva campaña arranca con la incertidumbre del cierre de la hostelería, que es uno de sus principales canales de venta. Una situación que esperan compensar con la venta online del atún rojo salvaje de almadraba a todo el país.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios