Coronavirus en El Puerto Tía Pepa se retira: "Hay almas negras que hacen daño"

Antonio García Nieto, el sobrino de Tía Pepa, explica en un vídeo los motivos por el que la pareja se retira de las redes sociales.

Esta mañana las redes sociales amanecían con una noticia:Tía Pepa se retira. Así de sencillo y sin más. 

Ahora, cuando la portuense estaba siendo mundialmente conocida por sus vídeo naturales y espontáneos, su sobrino y compañero Antonio García Nieto ha tomado esta decisión que se ha conocido hoy mismo en las redes sociales donde ya Tía Pepa no ha aparecido. "Hay almas negras que hacen daño", asegura Antonio. 

Los motivos a los que hace referencia son varios pero, aunque Antonio no ha querido dar detalles concretos, todo parece indicar que la decisión ha sido tomada tras recibir comentarios negativos en los que se daba a entender el mero interés económico que el sobrino pretendía sacar de esta situación.

"Esto lo venía haciendo desde hacía mucho tiempo en mi ámbito personal hasta que empezó el confinamiento y el vídeo se hizo viral. Me acosté y al día siguiente tenía 40.000 visualizaciones, me asusté, pero los comentarios eran buenos y bonitos", narra Antonio." Ni he sabido gestionarlo, ni quiero saber gestionarlo. He dado mi corazón, lo he puesto sobre la mesa... pero hay comentarios que me hieren", confiesa él quien asegura que ya no sabe cómo hablar en las redes sociales para no molestar a nadie y ha seguido dando explicaciones donde ha dejado claro que la Tía Pepa "no tiene herencia que dejarme". 

"Mi tía vive conmigo desde septiembre. Entonces fue cuando tomé la decisión y ahora me alegro tras ver esta situación. Ella tiene una prestación no contributiva y siempre se ha portado muy bien conmigo. Yo, dentro de las limitaciones que he tenido, siempre he intentado cuidarla y garantizar su bienestar", asegura Antonio quien también ha dejado claro que no ha sacado ningún beneficio económico. "Sí es cierto que le di al botón de monetizar en Youtube y me he quedado en el tercer paso. Y había pensado que si era verdad que eso da dinero lo hubiera invertido en reflotar El Vaporcito y que se hubiera llamado el barco de La Tía Pepa". 

"Para nosotros ha sido una experiencia muy bonita. Sentía que contribuíamos a que la gente fuera más feliz", asegura Antonio muy emocionado. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios