Coronavirus en Chiclana

El brote en la residencia del Novo en Chiclana se salda con 16 muertos en dos semanas

  • El masivo contagio en este centro de mayores deja un trágico balance entre los residentes del centro

Labores de desinfección de los bomberos en la residencia Novo Sancti Petri. Labores de desinfección de los bomberos en la residencia Novo Sancti Petri.

Labores de desinfección de los bomberos en la residencia Novo Sancti Petri. / D. C. (Chiclana)

Hasta un total de 16 personas han fallecido en la residencia de mayores Novo Sancti Petri desde que se detectara un brote de coronavirus en estas instalaciones ubicadas en la costa de Chiclana. A falta de confirmación por parte de la Junta de Andalucía de la cifra concreta de muertos, según fuentes consultadas por este medio, en un plazo aproximado de dos semanas se han ido sucediendo los decesos hasta llegar a este dramático balance a día de hoy.

De esta manera, no se descarta que incluso sea mayor el número de fallecidos por coronavirus, si bien las mismas fuentes han asegurado que se ha estabilizado el número de contagios. No obstante más de 15 trabajadoras del centro están contagiadas. La residencia de mayores Novo Sancti Petri ha seguido los protocolos establecidos por las autoridades sanitarias, aunque no ha sido posible frenar la mortalidad del virus entre residentes que no han podido superar la enfermedad.

Cabe reseñar  que la residencia de mayores Novo Sancti Petri, de Chiclana sufrió un brote de coronavirus a mediados del pasado mes de enero, confirmándose días después por parte de Salud Pública que fueron 40 los positivos registrados. Además, residentes y trabajadores del centro recibieron la primera dosis de la vacuna contra la Covid-19 después de las fiestas de Navidad. Se trata pues del primer brote de estas características que sufrió el centro desde el inicio de la pandemia.

Asimismo, ante este masivo número de contagios, la Delegación Territorial de Salud y Familias resolvió pocos días después medicalizar la residencia Novo Sancti Petri en Chiclana de la Frontera, ante la situación de complejidad por la presencia de COVID-19. La medicalización consiste en la adaptación clínica del espacio residencial y la coordinación asistencial con la atención primaria y hospitalaria de referencia.

Esta medida se adoptó en base a la Orden de 20 de marzo de 2020 de la Junta de Andalucía, en la que se insta a la adopción de medidas en relación con las actuaciones sanitarias en centros sociosanitarios, cualquiera sea su titularidad y tipología de gestión, en salvaguarda de la salud pública a causa de la pandemia por coronavirus COVID-19.

Por su parte, el Consorcio de Bomberos de la Provincia de Cádiz, a petición del Ayuntamiento de Chiclana, tuvo que intervenir en las labores de desinfección de la residencia, tras conocer por la prensa que se había producido un brote de Covid-19, que afectaba, al menos, a 40 personas, de las que 34 son residentes y seis trabajadores.

En este sentido, se han llevado a cabo estas labores que se han desarrollado en las zonas comunes interiores y exteriores de este equipamiento ubicado junto al hospital Viamed Novo Sancti Petri y la iglesia Nuestra Señora de Europa

 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios