CÁDIZ CF Ramón Blanco, seis años en el recuerdo

  • El 9 de mayo de 2013 falleció un cadista que dejó una huella profunda

Ramón Blanco sonríe en su última etapa como entrenador del Cádiz. Ramón Blanco sonríe en su última etapa como entrenador del Cádiz.

Ramón Blanco sonríe en su última etapa como entrenador del Cádiz.

El 9 de mayo de 2013 el cadismo tuvo que vivir un episodio muy amargo con el fallecimiento de Ramón Blanco. Se fue uno de los grandes que había pasado por la entidad amarilla como jugador y entrenador. Ramón falleció a los 61 años y el vacío que dejó fue enorme en su familia y en todo lo que representa al Cádiz CF. Se marchó poco después de haber revivido lo que más le apasionaba, entrenar al conjunto de sus amores. 

Aquel 9 de mayo, jueves, el pesar inundó los aledaños del Ramón de Carranza mientras en las instalaciones de El Rosal el equipo entrenado por Raúl Agné preparaba la transcendental visita al Atlético Sanluqueño (0-3), clave para asegurar la continuidad en Segunda B. Dolor generalizado por una persona grande más allá del entrenador y el jugador que defendió un escudo con los ideales de la fortaleza y el carácter. Aquel 9 de mayo comenzó la leyenda de un gran cadista que echó raíces en la Tacita.

Seis años a pesar de que la sensación es que sucedió ayer. Su recuerdo se perpetúa en el tiempo al transcurrir seis años sin su alegría en la cara y su carisma como un apasionado del deporte rey. La leyenda por el bueno de Ramón Blanco se ha agradando y su recordado bigote sigue marcando el camino.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios