Protesta ecologista en Cádiz tras el coronavirus Un grupo de "rebeldes" cubre la plaza de la Catedral de zapatos en protesta contra la "emergencia climática"

  • Los zapatos representan, según el "movimiento internacional de desobediencia pacífica" Extinction Rebellion a todas las personas que no han podido participar por la situación de emergencia sanitaria

  • Protestas similares se han llevado a cabo hoy en lugares emblemáticos de Madrid, Barcelona, Granada o Vigo e incluso en Londres o en La Haya

Este movimiento "rebelde" se ha concentrado esta mañana ante la Catedral de esta manera tan peculiar y pasiva. Este movimiento "rebelde" se ha concentrado esta mañana ante la Catedral de esta manera tan peculiar y pasiva.

Este movimiento "rebelde" se ha concentrado esta mañana ante la Catedral de esta manera tan peculiar y pasiva.

Ellos se autocalifican como "rebeldes" y, de hecho, el movimiento al que representan se denomina Extinction Rebellion (XR). Esta mañana han protagonizado una singular protesta bajo el lema «Covid hoy, crisis climática mañana, actuad YA». Este "movimiento internacional de desobediencia civil pacífica ha cubierto la plaza de la Catedral con zapatos, ya que consideran que la emergencia sanitaria impide las concentraciones de personas. Esta acción, que han llevado también a cabo en ciudades como Madrid, Barcelona, Granada o Vigo e incluso en Londres o en La Haya, persigue "una actuación inmediata contra la emergencia climática en el proceso de reconstrucción tras la crisis de la Covid-19".

Plazas consideradas por ellos como "icónicas" como la de la Catedral de Cádiz amanecieron hoy repletas de cientos de zapatos, emulando concentraciones de personas. Junto a estos, mensajes recuerdan, según comentan en una nota remitida a este periódico,  que "aunque estemos inmersos en una emergencia sanitaria y social, la crisis climática es la mayor amenaza a la que se enfrenta la humanidad, y que pone en riesgo real la existencia de la especie humana, como señala la comunidad científica". 

Los zapatos representan, según este grupo de rebeldes constituidos a nivel internacional, a todas las personas que, aunque no puedan estar in situ por la situación de emergencia sanitaria, "sí deben tomar las decisiones de cambio que necesitamos". XR considera imprescindible "implementar sistemas más robustos de democracia directa y participativa para que en el periodo de reconstrucción no se deje de lado el clima, la biodiversidad y la justicia social; debe asegurarse que ni el planeta ni las personas más vulnerables queden como damnificadas de esta crisis y acabe la impunidad de las grandes empresas contaminantes".

Estos zapatos, en su variedad, reflejan, según ellos, a toda la sociedad, "cuya diversidad está representada en una Asamblea Ciudadana para la Emergencia". 

Para proteger a los potenciales participantes y a los transeúntes, XR, a la hora de llevar a cabo esta acción, y a pesar de ser un movimiento que dice ser "masivo", ha optado por movilizar al mínimo número de "rebeldes" y garantizar el cumplimiento escrupuloso de las medidas sanitarias "por responsabilidad ciudadana". 

Tras la acción, la mayoría de los zapatos se donarán a diversas asociaciones y organizaciones benéficas, según aclaran desde el movimiento XR.

Extinction Rebellion dice ser un "movimiento global que utiliza la desobediencia civil y la acción directa no violenta contra la inacción política ante la emergencia climática. Dirige tres demandas a los gobiernos: decir la verdad sobre la gravedad de la crisis climática, actuar con urgencia para reducir las emisiones a cero neto en 2025 y crear asambleas ciudadanas que garanticen la participación ciudadana en la transición ecológica".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios