Apartamentos turísticos Comienza la rehabilitación de la casa palacio de la calle Veedor

  • El Grupo Hotusa promueve las obras para la construcción de 16 apartamentos turísticos que tendrán una categoría de tres llaves

Operarios ya trabajan en el interior de la casa palacio de la calle Veedor, 3 para la construcción de 16 apartamentos turísticos. Operarios ya trabajan en el interior de la casa palacio de la calle Veedor, 3 para la construcción de 16 apartamentos turísticos.

Operarios ya trabajan en el interior de la casa palacio de la calle Veedor, 3 para la construcción de 16 apartamentos turísticos. / Joaquín Hernández 'Kiki'

El furor de los apartamentos turísticos se expande por la ciudad de Cádiz. Poco a poco se van incorporando nuevas fincas del centro de la ciudad a este modelo de negocio. De esta forma, fincas situadas en el casco antiguo que cuentan con una importante protección urbanística, según lo que marca el PGOU, están encontrando una salida al abandono que no podrían haber alcanzado en el mercado inmobiliario. El problema de la necesidad de encontrar rentabilidad a una fuerte inversión se une a las pocas posibilidades que tienen para encontrar compradores para unas viviendas con unos precios que serían desorbitados, por lo que, al final, el sector vacacional es el que se está haciendo con estos inmuebles para dedicarlos a una actividad en la que la ciudad, y en este caso los empresarios hoteleros, se está volcando.

El último ejemplo de esto es el inicio de la rehabilitación de la casa palacio de la calle Veedor, 3. El Grupo Hotusa va a construir en este edificio 16 apartamentos turísticos con una categoría de tres llaves. La explotación la realizará a través de la marca Tandem Apartments, compañía de reciente creación que solo cuenta con cuatro establecimientos en España y uno en Portugal. Precisamente, entre los cuatro negocios que tiene en territorio nacional, uno se encuentra en Cádiz. Este es el edificio que se encuentra en el número 34 de la calle Ancha, que cuenta con nueve apartamentos turísticos de uno, dos y tres dormitorios. Los otros tres complejos restantes que están en España se encuentran en Córdoba, Madrid y Málaga, mientras que el portugués está en Lisboa.

La firma Tandem Apartments se encuentra en pleno proceso de expansión, por lo que, además del establecimiento planteado en la calle Veedor, también tiene en cartera otro proyecto de apartamentos turísticos en la casa palacio del número 18 de la calle Manuel Rancés, una finca que cuenta con el grado 0 de protección urbanística –el máximo que contempla el PGOU– y que adquirió al Sareb en enero de 2018. En este caso, serán 18 los apartamentos turísticos que se construirán en esta finca barroca del siglo XVII.

En cuanto a las características del futuro establecimiento de apartamentos turísticos del Grupo Hotusa en la calle Veedor, una de las principales es que no solo va a ofrecer servicio de hospedaje, que suele ser lo habitual en este tipo de negocio. El edificio contará con un salón-cafetería. Asimismo, uno de sus atractivos será el jardín que se encontrará en el patio de la finca.

En cuanto al diseño del proyecto y el desarrollo de la rehabilitación del edificio, que cuenta con un grado 0 de protección urbanística en el PGOU, lo que limita considerablemente las actuaciones que se pueden realizar en él, desde el Grupo Hotusa se señaló que “una vez realizado un exhaustivo análisis de la edificación preexistente y tras establecer un programa de necesidades para el uso de apartamentos turísticos en su categoría, se ha procedido a realizar una adaptación de un programa de necesidades a la estructura existente y a su organización funcional”.

Por este motivo, la intención de la empresa hotelera con este inmueble es “poner en valor la edificación actual, realizando una intervención donde prima el respeto de aquellos elementos originales que posibiliten el reconocimiento de lo existente”.

Con esta premisa, la empresa propone en este proyecto "la conservación de la estructura tipológica de la edificación, y la recuperación del edificio y de su ornamentación" Junto a esto, también se pretende "recuperar el espacio que apoya el jardín, y este último dotarlo de un uso de ocio que pueda abrirse al público".

Con todo, el avance de las obras ya es evidente desde la calle ya que los operarios están trabajando en una de las entradas de la finca, de la que han desmontado las piezas de mármol que la rodean. Asimismo, en el interior ya se han colocado puntales para proteger la estructura del edificio, mientras que en la fachada se mantienen las mallas de seguridad que ya llevan instaladas desde hace bastante tiempo para evitar que caigan cascotes a la calle Veedor por el deterioro que presenta la finca.

Según se señala en su ficha en el PGOU, esta finca es una casa palacio de estilo neoclásico, datándose en el siglo XVIII, momento en el que se realizó su transformación, aunque en origen se construyó en 1647. Cuenta con un patio rectangular centrado y una galería de cuatro lados abiertos, con escalera en dos tramos. Asimismo, se puede acceder a una torre-terraza desde la segunda planta, aunque su parte baja pertenece a la finca de la calle Vea Murguía, 7-9.

Este palacio fue la casa de los Arámburu, una conocida familia de banqueros de Cádiz. Posteriormente, en ella vivió la familia Delgado Lallemand-Cigüela. Su último propietario fue el empresario hostelero Pablo Grosso, que planteó la construcción de un hotel con encanto en este inmueble, aunque este proyecto nunca llegó a fructificar.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios