Elecciones municipales 2019

El culebrón de la elección del candidato de Ciudadanos

  • Ante la falta de información del partido, el portavoz se ve obligado a llamar a los que aparecen en los rumores

Juan Manuel Pérez Dorao, portavoz de Ciudadanos, en un Pleno municipal. Juan Manuel Pérez Dorao, portavoz de Ciudadanos, en un Pleno municipal.

Juan Manuel Pérez Dorao, portavoz de Ciudadanos, en un Pleno municipal. / Lourdes de Vicente

La persona que va a encabezar la lista de Ciudadanos a las elecciones municipales sigue siendo un misterio. El Partido Popular siempre ha sido la formación granítica que ha podido tener escondidas normalmente sus cartas hasta el final mientras que el PSOE siempre ha sido todo lo contrario. Ciudadanos se empieza a parecer a los primeros pero de una manera muy distinta.

La decisión en lugares como Cádiz viene a base de dedazo por ser una agrupación que no tiene más de 400 afiliados.El nombramiento lo hace la dirección andaluza, que en el caso de Cádiz tiene su epicentro en Sanlúcar de Barrameda, la ciudad de la que es originario Juan Marín.

En Cádiz se da la particularidad de que las relaciones entre la parte orgánica del partido a nivel local y el grupo municipal, formado por el portavoz Juan Manuel Pérez Dorao y María Fernández-Trujillo, y algunas de las personas que los apoyan están rotas. No ha sido ni uno ni dos ni tres actos en los que ha participado Ciudadanos en los que no estaban en las fotos las dos personas que ponen ahora mismo cara a este proyecto en Cádiz.

Pero la situación llega al extremo de que están empezando a sonar rumores sobre posibles candidatos. Un día sale el todavía rector Eduardo González Mazo; otro el decano de los ingenieros técnicos industriales, Domingo Villero. Y en esta ceremonia de la confusión donde no se sabe quién desliza los nombres y con qué interés, se llega a la triste situación de que el propio portavoz Pérez Dorao se tiene que poner en contacto con los que han salido a la palestra para intentar saber si realmente hay algo de verdad. Hasta ahora lo que ha recibido es un desmentido en ambos casos.

El caso de Cádiz, en cuanto al mutismo, no es aislado ya que muchos de los portavoces de otras capitales de provincia, salvo en el caso de Granada, no saben por dónde van los tiros.

Mientras que otros partidos ya llevan engrasando su maquinaria electoral desde hace meses, en el caso de Ciudadanos ni siquiera se sabe qué va a pasar con el candidato. Por eso el cambio sólo seria justificable si hay un gran fichaje, y ahora mismo eso parece que no va a pasar en Cádiz porque posiblemente estará condenado a pasar cuatro años en la oposición.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios