Cádiz

El Consorcio apenas tuvo 5 millones para gastar en 2012

  • El ente contó con 21 millones de euros desde 2007 La inversión en pequeños actos restó eficacia a la hora de contratar grandes eventos para el año central de la conmemoración

Comentarios 12

El Consorcio para la Conmemoración del Bicentenario de la Constitución de 1812 dispuso de 21 millones de euros para gastar, procedentes tanto de aportaciones públicas como privadas. La cantidad, tal cual, es más que suficiente para garantizar la celebración de un evento de este calibre. El problema es que este dinero no se concentró en el año clave de la celebración, 2012, ni tampoco se repartió con el otro año 'constitucional', 2010 con San Fernando y el bicentenario del inicio de los debates en el Teatro de las Cortes como protagonista. Todo lo contrario. Estos millones sirvieron para financiar todos los gastos del Consorcio desde que este se puso en marcha, ya entrado 2007, lo que supuso más de cinco años de actividades de distintos calibre.

Pero el problema no se queda ahí. Cuando se llegó al 1 de enero de 2012 y Cádiz se disponía a iniciar la celebración del año constitucional, buena parte de este dinero, aproximadamente tres cuartas partes del mismo, ya se había gastado por lo que el Consorcio apenas contó con 5,2 millones de euros para hacer frente al pago de las actividades de estos doce meses, lo que obligó a este ente público a recortar los gastos corrientes al máximo y a apoyarse en la imaginación para sacar adelante un programa que resultase interesante.

Por si fuera poco, ni el dinero público ni el dinero privado llegó en las cantidades inicialmente previstas. Así, una vez cerradas las cuentas del Doce, aproximadamente el 65% del dinero que ha manejado ha llegado a través de patrocinios privados, siendo el 35% de las administraciones públicas. Hay que tener encuentra que administraciones e instituciones como el Ayuntamiento de Cádiz y, en menor medida, Junta, Diputación y Universidad, desarrollaron por su cuenta diversos actos a lo largo de este año. Es ya conocido los problemas que el Consorcio tuvo casi desde su constitución con el patrocinio privado, tanto por cuestiones de Hacienda como, sobre todo, por los perversos efectos de la crisis. El principal ejemplo fue la 'caída' de Loterías del Estado del patrocinio, dejando colgados unos 800.000 euros, aunque a última hora se apuntó al proyecto Iberdrola. En todo caso, el dinero manejado ha sido suficiente para el pago de todos los proveedores, que en estos días están recibiendo las partidas que pudieran tener pendientes de cobro.

La decisión, tomada en 2007 (desde ese año hasta principios de 2012 el Consorcio estuvo controlado por la Junta), de mantener también en los años previos al Doce un programa de actividades ha resultado nefasto: por su baja intensidad apenas tuvieron proyección en el exterior por lo que la promoción de Cádiz fue nula, a la vez que se gastaron importantes partidas que, a la vista está, hubieran tenido más efectividad si se hubieran dejado para el 2012. Así, desde el Consorcio se tiene claro que con un gasto más racional en el tiempo, los 21 millones de euros hubieran sido más que suficiente para sacar adelante una programación de actos de mucha calidad.

"Si lo que se pretendía era tener impacto, hubiese sido obligatorio concentrar la inversión en un tiempo muy concreto. Pulverizar los recursos provoca un menor impacto. Sin embargo (en 2007) se tomó la decisión de hacer muchas cosas pequeñas", se lamenta Pedro Flores, que asumió la gerencia del Consorcio en el último año y que tiene claro que con el gasto del dinero bien organizado "actos de gran difusión como fue el desfile de Carlihno Brown, habrían sido una constante durante todo el año. 21 millones es suficiente para ello, como también hubiera sido lógico tener más dinero para los actos del mes de marzo".

El equipo del Consorcio tuvo que recortar mucho los gastos, renegociar contratos y dejar en manos de otras instituciones la organización de eventos, como la reunión de la Real Academia de la Lengua, que pagó su presencia en Cádiz con sus propios fondos". Lo mismo pasó con otras instituciones privadas que celebraron actos en Cádiz.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios