Cádiz

"Algo está cambiando en la ciudad"

  • El alcalde José María González logra aprobar sus primeros presupuestos en el pleno con el respaldo de PSOE y Ciudadanos

  • El PP anuncia que puede llevarlos también a la justicia

José María González conversa con el interventor municipal, en presencia del secretario e Ignacio Romaní, este último de espaldas. José María González conversa con el interventor municipal, en presencia del secretario e Ignacio Romaní, este último de espaldas.

José María González conversa con el interventor municipal, en presencia del secretario e Ignacio Romaní, este último de espaldas. / Jesús Marín

Comentarios 24

"A nadie le cabe duda que algo está cambiando en la ciudad". Esa frase del alcalde José María González en su última intervención en el Pleno Extraordinario para la aprobación de los presupuestos municipales se refería a que ya están fraguando algunos de los proyectos que se están realizando con otras administraciones como la Ciudad de la Justicia, el convenio para el Reina Sofía, el carril bici o la misma Carretera Industrial. Sin embargo, esto podía servir de metáfora porque por primera vez en el mandato del equipo de gobierno de Podemos salen unas cuentas municipales aprobadas por el Pleno y, sobre todo, consensuadas con otra fuerza política, en este caso el PSOE.

Esta fuerza política, que ahora está en pleno foco tras el acceso de su líder Pedro Sánchez al poder, recibió un protagonismo excesivo por parte de Ciudadanos en lo que se refiere a la confección de las cuentas: "Ustedes son los protagonistas de la jornada. Son unos presupuestos relativamente razonables y eso es gracias a la intervención de ustedes. No hay ninguna extravagancia y eso es una cosa que hasta ahora no habíamos conocido", señaló el portavoz de la formación naranja, Juan Manuel Pérez Dorao, dirigiéndose directamente a su colega en el PSOE, Fran González.

Este, por la atribución de la paternidad de las cuentas y por si eso se pudiera convertir en un caramelo envenenado, dejó muy claro que no se iban a atribuir lo que no era y es que estas son las cuentas del equipo de gobierno y que ellos sencillamente habían introducido una serie de propuestas y matices que consideraban que eran necesarios. En la bancada del equipo de gobierno no gustó nada la intervención de Dorao y trataron de sacar pecho por la autoría de unas cuentas que son, ante todo, "realistas" pero que traen, como dijo el alcalde, "un proyecto de futuro para la ciudad".

Si algo no ha cambiado es la oposición frontal del Partido Popular a las cuentas y se guarda el as en la manga de poder llevarlas a los tribunales por la diferencia que hay de 218.000 euros que aparecen de más en los presupuestos con respecto a lo aprobado y lo necesario para la remunicipalización. Ese simple desfase dicen que puede ser motivo para que el Tribunal de Cuentas intervenga.

Finalmente, todos los partidos del arco plenario votaron a favor de las cuentas, salvo el PP, que lo hizo en contra tal y como ya había anunciado.

Fue una sesión en la que no estuvo Teófila Martínez, en franca retirada de la vida municipal y que este martes también estuvo en el anuncio de la dimisión de Mariano Rajoy en Madrid, como tampoco lo estuvo Juan Cantero, experto en cuentas y números de los socialistas precisamente en un pleno en el que se debatían los presupuestos municipales. Mientras tanto, el concejal de Hacienda, David Navarro, tuvo intervenciones reducidas al tener que compartir sus turnos de palabra, en primer lugar con Ana Fernández, y después con el propio alcalde.

Si hablamos de números globales en estos primeros presupuestos municipales aprobados en la era de Podemos en el pleno municipal hay que decir que casi alcanzan los 147 millones de euros. Y a partir de esa cifra global vino lo que se vio en la sesión extraordinaria, es decir, que cada uno vino a hablar de su libro.El alcalde, que estos presupuestos son "el cambio definitivo , el cambio a una ciudad en la que la única prioridad es el bienestar y la felicidad de nuestras vecinas y vecinos". La edil de Asuntos Sociales y portavoz de Podemos, que las cuentas se apoyan en tres pilares fundamentales: asuntos sociales, vivienda y empleo.

Fran González expresó el mismo tono conciliador que viene teniendo en los últimos tiempos, donde los famosos palos en las ruedas de los que le acusaba el equipo de gobierno se han ido mitigando. Así defendió su papel para llegar a entendimientos con el equipo de gobierno.

El portavoz socialista, elevado a casi alcalde in pectore por el discurso de Ciudadanos sobre el papel de su grupo en los presupuestos, extendió también la mano al gobierno municipal para poner en pie una nueva RPT (Relación de Puestos de Trabajo), ofrecimiento que fue recibido de buen agrado por el alcalde.

Fran González dijo que su papel ha sido el de marcar prioridades a raíz del documento que le había presentado Podemos. En ese sentido dijo que incluyó un incremento de un 5% en Asuntos Sociales, la modificación de una partida de Urbanismo de 300.000 euros "para atender las necesidades que se planteen desde los propios barrios", otros 400.000 para el mantenimiento de centros escolares y también su compromiso para acabar con la brecha salarial que se produce con los trabajadores de las empresas municipales.

Pérez Dorao calificó de "sensatas" las cuentas aunque criticó que no se haya contado con ellos para su confección y ahondó en que el quid de la cuestión no sólo es la redacción de los presupuestos, sino llevar a cabo su ejecución.

Eva Tubío, de Ganar Cádiz, hizo un repaso por las mejoras que se van a producir en las áreas que domina esta formación como socios de gobierno, aunque señaló que se han aprobado "más tarde de lo que hubiéramos querido", por lo que solicitó que desde ya se cree una comisión para ir trabajando en los de 2019.

Desde el Partido Popular, José Blas Fernández incidió en que son unas cuentas "infumables" y se centró en comparar las cuentas de 2014, las últimas aprobadas por el Partido Popular cuando estaba en el gobierno, con las aprobadas ahora: "Al menos ahora no enarbolan la bandera de que son los mejores presupuestos sociales de a historia de la ciudad".

El concejal de Economía, David Navarro, le contestó que los de 2014 "tenían inflados los ingresos, como ocho millones por enajenación".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios