DIARIO DE CÁDIZ En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Vivir en Cádiz

¿En qué consiste un Spa de cerveza?

  • Zahara de los Atunes acoge el cuarto centro de estas características de España

Un baño de cerveza en uno de los centros de Beer Spa. Un baño de cerveza en uno de los centros de Beer Spa.

Un baño de cerveza en uno de los centros de Beer Spa. / Beer Spain

La "joya de la corona" del nuevo hotel de cinco estrellas abierto recientemente en Zahara de los Atunes es un centro de Spa dedicado exclusivamente a la cerveza. El ubicado en Cádiz es el cuarto de estas características en España, sumándose a los de Granada, Alicante y Tenerife. Pero, ¿en qué consiste un Spa de cerveza?

Según la web de Beer Spain, la empresa tras esta pionera iniciativa, el baño de cerveza consiste en "la inmersión en unos baños de agua a la que se le añaden los componentes de la cerveza. Las barricas de iroko, dotadas de jacuzzi, se llenan de agua a 38º aproximadamente y, una vez llena, se le añaden una mezcla de lúpulo, cebada y levadura de cerveza, avena coloidal y canela en polvo. Activos puros que se aplican directamente en el baño y así aprovechar todas sus propiedades aromáticas, hidratantes, nutritivas, detoxificantes y reepitelizantes". No se trata, por tanto, de una cerveza fermentada en alcohol, pues este "anularía todas las propiedades hidratantes, nutritivas, detoxicantes y reepitelizantes del silicio y las vitaminas del grupo B presentes en el resto de componentes de la cerveza".

Teniendo en cuenta que estamos hablando de un Spa de cerveza, la gran pregunta es: ¿Se puede beber la cerveza del baño de cerveza? La respuesta, claro, es no. Y es que el baño de cerveza, según la web de Beer Spa, "es idóneo para absorber, por vía cutánea los beneficios de los componentes de la cerveza, pero no es una baño en cerveza de consumo ya que no es en cereza fermentada".

Pero los amantes de la cerveza pueden estar tranquilos, pues las barricas-jacuzzi cuentan con grifos de cerveza al alcance para su fácil acceso mientras el visitante se está dando los baños de cerveza, así como lugares adaptados para depositar la jarra y los aperitivos que acompañan la degustación. La ingesta, eso sí, está limitada al baño, pues ni en la sauna ni en la zona de camas está permitida.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios