rocío 2018

"Nos sentimos arropados por La Isla"

  • Hace 20 años era impensable. Hoy la hermandad del Rocío de San Fernando vive la romería arropada cada vez por más isleños, como recuerda su nueva hermana mayor, Ana Ortiz

Ana Ortiz Benítez, fotografiada en la redacción de la delegación de San Fernando de 'Diario de Cádiz'. Ana Ortiz Benítez, fotografiada en la redacción de la delegación de San Fernando de 'Diario de Cádiz'.

Ana Ortiz Benítez, fotografiada en la redacción de la delegación de San Fernando de 'Diario de Cádiz'. / román ríos

La devoción rociera le viene de antes pero no fue hasta 2006, el año en el que se reconoció a la hermandad de San Fernando como filial, cuando Ana Ortiz Benítez hizo su primer camino. Desde entonces no ha faltado a una cita que -asegura- deja momentos y vivencias inolvidables: "Como dice la sevillana, hay cosas en el Rocío que no se pueden contar porque son para vivirlas", advierte al hablar de las emociones únicas de la romería.

"Es impresionante, por el marco natural del coto; por las dificultades del camino que hace que se vivan momentos de verdadera convivencia, por lo que se comparte; por las escenas que se viven en torno al Simpecado, el rezo del ángelus por la mañana y del rosario a la noche, los peregrinos que van detrás de la carreta con su mochila, que cada vez son más... Antes no se veían con la hermandad de San Fernando y ahora ya sí", enumera.

"Antes no se veía a peregrinos detrás de la carreta de San Fernando. Ahora sí"

Desde el pasado mes de noviembre, Ana Ortiz está al frente de la hermandad isleña. Es una de las pocas hermanas mayores que existe en la ciudad, un reto que -asegura- no entraba en un principio dentro de sus planes aunque ya formara parte de la junta de gobierno (era la tesorera). Las cosas simplemente sucedieron así, tuvo que tomar una decisión y dar un paso al frente: "No estamos aquí para lucir una flor y la medalla", apunta tajante al referirse a la responsabilidad que asume.

Ana Ortiz lo tiene claro: el ingente trabajo que a lo largo de los últimos años se ha llevado a cabo por consolidar y potenciar la hermandad tiene que seguir adelante, no puede pararse todo lo que se ha conseguido, que es mucho. De ahí que decidiera meterse de lleno "en esta bendita locura". Ahora bien, recalca, "no me faltan apoyos". "Cuento con un equipo estupendo y me lo ha demostrado con creces en estos meses", apunta.

Casi 20 años lleva la hermandad desde que el Obispado aprobara su constitución y 12 desde su reconocimiento como filial. Y el resultado no puede ser más positivo. La devoción a la Virgen del Rocío existía -afirma- pero no ha sido hasta ahora, hasta que la hermandad ha iniciado su andadura en firme, cuando ha tomado forma, cuando al fin se ha consolidado en La Isla. La hermandad era lo que le hacía falta. Ahora esa devoción antes dispersa orbita en torno a ella. Y lo más importante: crece. Hasta a ellos mismos les asombra ver cómo cada año aumenta el número de isleños que se dan cita en la aldea del Rocío durante el fin de semana de Pentecostés. "Y acompañan a la hermandad en sus actos, en la presentación a la Virgen, en el rosario de antorchas. Eso hay que reconocerlo y agradecerlo, la hermandad de San Fernando está siempre muy arropada por la gente de La Isla. Lo notamos. Y es también algo que no ha pasado desapercibido para la hermandad matriz, que nos ha felicitado especialmente por ello, por la presencia de la hermandad, por lo arropada que está siempre, por la organización...", explica Ana Ortiz, que mañana se estrenará en su primer camino como hermana mayor. Evidentemente, la de La Isla sigue siendo una hermandad joven, pequeña y modesta. Pero justamente por eso es por lo que llama la atención esa respuesta. El viernes, por ejemplo, la hermandad fletará dos autobuses para acudir a la presentación. Y el sábado hay varias hermandades y entidades que han organizado también excursiones al Rocío. "Hace 20 años esto era impensable", reconoce.

Mañana la hermandad volverá a ponerse en camino tras la misa de romero que celebrará en la parroquia de la Sagrada Familia a las 10.00 horas. Y antes de emprender la romería, como hacen cada año, se despedirán por derecho de La Isla en una jornada -admite su hermana mayor- que cada vez es más especial. A mediodía estarán en la Iglesia Mayor, donde se despedirán del Patrón San José y del Nazareno, Regidor Perpetuo. Posteriormente se encaminarán al Carmen. A La Isla le acompañará también la agrupación rociera de San Roque, de la que es madrina, y en Las Piletas se le sumará también la hermandad de Ceuta, que este año recupera el camino del coto y por cuestiones administrativas y de coordinación lo hará junto a San Fernando.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios