San Fernando

Partir de cero en los terrenos de FSC

  • El diseño planteado en 2008, con cerca de 900 viviendas y dos torres de 17 plantas, se queda obsoleto, así que se apuesta por una nueva ordenación -la tercera- para desarrollar estos suelos

Los planes urbanísticos que hace más de ocho años se pensaron para afrontar el desarrollo de los terrenos de la desaparecida Fábrica de San Carlos (FSC) se han quedado completamente obsoletos. La operación diseñada entonces, justo antes de que la crisis empezara a hacer mella y de que el mercado inmobiliario se viniera abajo, tiene un difícil encaje en la actualidad.

Ha pasado demasiado tiempo sin que este desarrollo urbanístico -que planteaba la construcción de cerca de un millar de viviendas y de dos torres de 17 plantas de altura, además de un establecimiento hotelero- haya conseguido despegar. Así que el Plan Especial de Reforma Interior (PERI) que el bipartito de De Bernardo-Pedemonte presentó en abril de 2008, con el PP al frente de la Gerencia Municipal de Urbanismo, se ha quedado absolutamente desafasado.

Tanto Sogescar, la sociedad mixta participada por el Ayuntamiento que se creó en 2001 para afrontar la recalificación y el desarrollo de estos suelos, como el el gobierno municipal abogan por hacer tabula rasa y partir completamente de cero para dibujar una nueva ordenación, haciendo números para que sea acorde con los tiempos y las necesidades actuales pero también rentable. No hay que olvidar que Sogescar se creó precisamente para garantizar la liquidación de la antigua factoría y pagar a sus trabajadores, lo que obligará necesariamente a mantener ciertos parámetros de edificabilidad: 104.500 metros cuadrados fue lo pactado en su día.

Lo obsoleto del modelo planteado entonces ha resultado evidente ahora que, tras varios años de forzada inactividad, los planes de FSC se han retomado con la idea de avanzar en su desarrollo a lo largo del mandato. "Las necesidades han cambiado", advierte la concejala de Desarrollo Urbano, la socialista Claudia Márquez. Hay que revisarlo todo desde el principio antes de empezar a construir en estos 132.614 metros cuadrados que se extienden entre el barrio de La Casería y la población naval de San Carlos.

En las próximas semanas arrancará la intervención arqueológica previa que se llevará a cabo, especialmente, para localizar los restos del antiguo reducto portugués de la Guerra de la Independencia que se localiza en la zona y que está protegido al tener consideración de Bien de Interés Cultural (BIC).

Será el primer paso. Pero antes de continuar el proceso -proyectos de reparcelación y, posterioremente, de urbanización- se realizará un nuevo Plan Especial y se dibujará una nueva ordenación. De este trabajo se encargará además un equipo externo, que será el encargado de volver a pintar el futuro de FSC.

Curiosamente, será la tercera ordenación que se plantea para estos terrenos a lo largo de los 15 años en los que se lleva intentando su desarrollo. La primera de ellas, que data de 2002, proponía un polémico planteameinto en alturas similar al de La Casería, con un total de doce torres: nueve de 16 plantas y tres de 15.

En 2008, con el PP al frente de Urbanismo y tras la controversia generada por los edificios que se habían empezado a levantar ya junto a la playa, se dio marcha atrás en este desarrollo y se replanteó el PERI. Eso sí, para cuadrar los números se optó por mantener dos elevadas torres de 17 plantas aunque de una arquitectura singular, para que no chirriaran.

En este último desarrollo se planteaba la construcción de 869 viviendas, de las que 384 serían protegidas. También se proponía la construcción de un establecimiento hotelero y se destinaban 10.600 metros cuadrados a equipamiento. Junto a las torres, se proyectaban dos edificios de nueve plantas (uno de ellos se reservaba precisamente para el hotel) mientras que el resto de construcciones previstas contaba con alturas más bajas: de cinco, cuatro y tres plantas.

Aunque el desarrollo era predominantemente residencial, se planteban 20.900 metros cuadrados destinados a la actividad económica así como 30.249 metros cuadrados para espacios libres y 35.206 para viarios y aparcamientos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios