Última hora Ya están a la venta las entradas para el segundo concierto de Alejandro Sanz en Cádiz

San Fernando

Entidades de ayuda mutua recuperan la normalidad con los pagos de la Junta

  • La Administración ha abonado hasta octubre las unidades de día y las residencias de Afa Vitae, Upace y Afanas, que esperan otros cobros

La alarma que algunas entidades de ayuda mutua hicieron sonar hace unos meses ante la precaria situación en que se encontraban por las demoras en los pagos de la Administración andaluza, y que podía suponer el cierre de algunas de sus dependencias y por tanto de sus servicios, se ha apagado, al menos por estas cuestiones económicas. La Junta abonó algunas de las mensualidades que tenía pendientes en los últimos dos meses de 2012, lo que ha supuesto un desahogo para las cuentas de estos colectivos. Es la situación de Afanas, Unión de Parálisis Cerebral (Upace) y Afa Vitae (Alzheimer), que pueden respirar más tranquilos. "No sé cómo está el resto de las entidades", advierte, de todas formas, la presidenta de esta última asociación, Mari Pepa Rodríguez.

"El martes tengo reunión con el Cermi (comité de entidades de representantes de personas con discapacidad) para ponernos al día", apunta el director de Upace, José Manuel Porras. La idea es saber cuál es la situación actual, con nuevos datos. En su caso, la entidad recibió los pagos de septiembre y octubre para el centro de día, la residencia y el centro ocupacional a finales de año. Esperan que se proceda al pago de los otros dos meses pronto, durante este mes o en febrero. "Ésa es la promesa", matiza. El próximo mes, de hecho, tienen que renovar los convenios de los tres centros asistenciales de la entidad. Casi al día están en el centro especial de empleo y programas como el Orienta o el de integración general y social.

Aunque esto ha mejorado su economía, Upace todavía aguarda otros abonos retrasados, como la atención temprana, "que está en orden de pago"; y algunos programas de Servicios Sociales (mantenimiento de sedes y programas de respiro), cuya resolución está firmada y emitidas las órdenes de pago "sin que se ejecuten. Los atrasos acumulan cantidades importantes en lo referente a los cursos de formación ocupacional. "Nos reunimos con el secretario general de Empleo, pero esta competencia ha sido transferida a Educación. Esto fue hace seis meses, pero no ha estado todo definido hasta 31 de diciembre. Pedimos una cita con la anterior directora general, pero no nos recibió. Vamos a intentarlo con el nuevo", explica el presidente de Upace.

También la responsable de Afa Vitae tiene pendiente una reunión con la viceconsejera de Salud (área que lleva ahora Servicios Sociales, y en este caso Dependencia). Será este lunes. "Vamos a plantearle la necesidad de que se dé salida a los Pias (planes individuales de atención), porque está todo muy parado y no hay nuevas personas que puedan acogerse a los convenios o a las ayudas", comenta Mari Pepa Rodríguez. Es su pero en esta situación de crisis que ha golpeado duramente a las entidades de ayuda mutua, a la dependencia. El pago de parte de las cantidades adeudadas -tanto de residencia como unidad de día- supone un desahogo, una cierta mejora con respecto a los meses anteriores. "Ya casi vamos al día, porque lo habitual es que la Junta pagara a dos meses, y eso es lo que queda por pagar, noviembre y diciembre". Han pagado hasta octubre, mes a mes desde agosto lo que les debían, asegura. Sabe que en el tema de mayores es así, que se está desembolsado por parte de la Administración regional los pagos atrasados, lo que ocurre también con otras entidades de personas con discapacidad como Upace, aunque desconoce si el resto está mejorando su estado.

No hay fecha, eso sí, para el nuevo pago, esperan que sean a final de mes o en febrero. Es un sinvivir estar pendiente a partir del día 20 del mes, mirar todo el día por internet la cuenta, estar preguntado si han pagado, deja claro. "Tienes que estar encima, y llamar por teléfono, e ir a Sevilla para que paguen", añade. Es decir, insistir para que se ejecuten las órdenes de pago.

En contacto permanente está la federación regional de Afanas con la Administración para defender los intereses de las entidades. Lo que necesita el colectivo en San Fernando es que paguen de manera periódica, sin retrasos. "Si pagan a final de mes lo que deben estaremos mejor que ahora, cuando la situación ya no es tan problemática como hace unos meses. Pero aún así necesitamos que paguen porque las líneas de crédito se agotan", advierte Francisco Ramírez, gerente de esa asociación. Educación se ha puesto al día en los pagos, les deben noviembre y diciembre de la unidad de día y de residencia, pero siguen sin cobrar el año pasado de atención temprana.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios