San Fernando

Un joven recoge firmas para pedir más plazas y más horas de estudio

  • Enrique Ortega pide la demolición de una habitación sin uso en la calle Alsedo y que la Luis Berenguer no cierre al mediodía

Imagen de la sala de estudios de la calle Alsedo, en una imagen de archivo. Imagen de la sala de estudios de la calle Alsedo, en una imagen de archivo.

Imagen de la sala de estudios de la calle Alsedo, en una imagen de archivo. / román ríos

Más de 1.500 firmas ha recogido un ciudadano para demandar una solución a la falta de plazas de estudio en la ciudad. Dos son las propuestas presentadas con ese apoyo recopilado en la ciudad: la ampliación de la sala de estudio de la calle Alsedo y la ampliación del horario de la biblioteca municipal Luis Berenguer.

Enrique Ortega Fernández, opositor de 27 años que ha contado con la ayuda de amigos, conocidos o personas que le han dejado recoger firmas en sus negocios, defiende la necesidad de que en la Luis Berenguer se pueda disfrutar de un horario continuado, es decir, que las instalaciones se mantengan abiertas también entre las 13.30 a 17.00 horas en época de exámenes y de que abra los fines de semana. Es, describe en su escrito, "una biblioteca con unas características inmejorables de luz y acondicionamiento, en la que se ha invertido una gran cantidad de dinero en los últimos meses para renovar el sistema de iluminación, aire acondicionado y mobiliario", por eso le parece "indignante" que no se aproveche. Junto a eso también expone la posibilidad de aprovechar una sala cerrada de la sala de estudios de la calle Alsedo para contar con unas 20 plazas más. Se refiere a una sala de ordenadores que ya no se usa desde hace más de un año, que tiene tabiques de pladur, por lo que a su juicio sería fácil de acometer.

"Es difícil de explicar la sensación de abandono que uno siente cuando se tiene que desplazar a otra ciudad para simplemente estudiar", se queja este joven, que lamenta que sean muchos los estudiantes que tienen que recurrir a otras localidades para poder tener un espacio de estudio diario y los fines de semana. Ante la falta de actuación municipal, hace unas tres semanas Ortega decidió recoger las firmas de apoyo a sus demandas que, reconoce, han tenido una gran aceptación entre los isleños. El viernes entregó el documento en el Ayuntamiento.

Curiosamente, durante la labor de recogida coincidió con miembros del gobierno municipal. "Me acerqué a un grupo de ciudadanos para explicar la problemática y tenía frente a mí a parte del equipode gobierno", comenta. "Alegaron el incremento de horas anuales de la calle Alsedo", continúa. Eso, sin embargo, resulta insuficiente si no amplían plazas, explica. "En esa conversación el concejal Antonio Rojas me garantizó que se ocupará de que este verano se lleve a cabo la demolición de la habitación cerrada", finaliza.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios