Provincia

Recuperan documentos históricos que se iban a subastar en Jerez

  • La Policía se hace con siete escritos del arquitecto Hernández Rubio en defensa de La Cartuja en 1937

Agentes de la Policía Nacional han recuperado en Jerez un conjunto de siete documentos de valor histórico datados en el año 1937, en plena Guerra Civil Española, y que por ley se consideran de titularidad estatal. Dicha documentación iba a ser inminentemente subastada en un negocio especializado en pujas de objetos históricos y artísticos de la ciudad. La investigación parte de una denuncia realizada por responsables de la Dirección General de Bellas Artes y Patrimonio del Ministerio de Cultura y Deporte, quienes obtuvieron los primeros indicios que apuntaban a que estos documentos se estaban poniendo en circulación y venta.

Los agentes de la Policía Nacional localizaron los documentos en Jerez y procedieron a su intervención antes de que se llevara a cabo la subasta, al tratarse de escritos de titularidad pública con un destacado valor histórico.

El arquitecto denunciaba daños en el monumento por la cría de caballos allí desarrolllada

Además, los policías identificaron a la persona presuntamente implicada en el intento de subasta, quien figura en condición de investigado en el atestado policial y que ya ha sido puesto a disposición de la autoridad judicial que estaba en funciones de guardia.

El pasado martes, los investigadores de la Policía Nacional se desplazaron hasta Cádiz, concretamente al Archivo Histórico Provincial dependiente de la Junta de Andalucía, donde fueron recibidos por su director, Manuel Cañas, a quien se le hizo entrega del conjunto de documentos, que se encuentran en un magnífico estado de conservación.

Defensa de La Cartuja

Los documentos tienen especial valor histórico para Jerez ya que reflejan los esfuerzos llevados a cabo por el famoso arquitecto Francisco Hernández Rubio y Gómez (Jerez 1859-1950), reconocido como uno de los protagonistas andaluces fundamentales en la evolución de la arquitectura española en el cambio de siglo y padre del modernismo en Andalucía. En esa época ejercía como conservador oficial del Monasterio de la Cartuja de Santa María de la Defensión, más conocido como La Cartuja de Jerez, y que está considerado el conjunto monumental más importante de toda la provincia de Cádiz.

En el año 1937 el monasterio ya había sido proclamado Monumento Histórico Artístico Nacional. En los documentos el arquitecto denunciaba ante las autoridades de la época los daños que estaba sufriendo el conjunto arquitectónico, principalmente localizados en lo que en la época era el Depósito de Sementales ubicado inmediatamente colindante a los muros del monasterio. Las misivas y quejas de Francisco Hernández Rubio, dirigidas a los gobernadores tanto civiles como militares del momento, exigían que los mandos militares tomaran cartas en el asunto para detener los daños que se estaban ocasionando y reparar los ya producidos.

Dichos documentos, por su mismo origen e importancia, debían formar parte de los archivos históricos de la Administración y no estar en manos de un particular.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios