Sector Naval Navantia inicia la tramitación del plan de prejubilaciones

  • La compañía constituye la comisión negociadora del ERE con los sindicatos para acordar el calendario y las condiciones

Directivos de Navantia y representantes sindicales firman el plan estratégico en diciembre. Directivos de Navantia y representantes sindicales firman el plan estratégico en diciembre.

Directivos de Navantia y representantes sindicales firman el plan estratégico en diciembre. / D. C.

Comentarios 1

Navantia inició ayer la tramitación del Expediente de Regulación de Empleo (ERE) con el que prejubilará al 41% de los 1.575 trabajadores que hoy forman las plantillas de los astilleros de Cádiz, Puerto Real y San Fernando. La medida viene recogida en el plan estratégico firmado el pasado mes de diciembre con los sindicatos con el objetivo de garantizar el futuro de la empresa naval.

El primer paso se dio ayer con la constitución de la comisión negociadora con los sindicatos y la apertura del periodo de consultas sobre las condiciones y el calendario de salida de los trabajadores, según fuentes de la compañía.

El plan estratégico 2018-2022 y el primer convenio intercentros de Navantia se firmaron el pasado mes de noviembre con el apoyo del 67,4% de la plantilla de la empresa naval. La programación contempla el rejuvenecimiento de la fuerza laboral mediante la prejubilación en todos los centros de trabajo de 2.200 efectivos que alcancen o superen los 61 años de edad desde el pasado 1 de enero hasta el 31 de diciembre de 2022, siempre que tengan una antigüedad mínima reconocida en la empresa de cinco años.

En el caso de los tres centros de trabajo de la bahía, las prejubilaciones supondrán la salida del 41% de la plantilla, lo que supondría unos 650 trabajadores. Por factorías, San Fernando prejubilaría a 400 de sus 1.000 empleados, mientras que Puerto Real perdería a 211 trabajadores mayores de 61 años de un total de 450, y Cádiz vería la salida de 36 empleados y su plantilla fija quedaría por debajo del centenar de trabajadores.

Estas bajas se verían compensadas por la incorporación de nuevos operarios, de los que el 75% tendrían contrato fijo y el 25% serían eventuales. Así, la plantilla fija de los tres astilleros gaditanos quedaría en torno a 1.180 empleados.

Precisamente, ayer se celebró un segundo encuentro con los representantes sindicales en el marco de la llamada comisión central de empleo, donde se empezará a negociar el proceso de incorporación de nuevos trabajadores así como sus perfiles y el modo de contratación. El objetivo más inmediato es elaborar un plan de empleo para este año en el que se tendrá en cuenta “la carga de trabajo y capacidades de cada astillero así como las necesidades de la empresa para sustituir a los trabajadores que vayan saliendo”. Una vez que se cierre este plan de empleo global, las comisiones locales de cada factoría deberán concretar las necesidades de trabajo en cada zona, según las mismas fuentes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios