Cultura

Una visión general del arte español

Más de doscientos artistas españoles, cincuenta y cinco de ellos andaluces y de estos, catorce gaditanos - Alejandro Botubol, Fernando Clemente, Nuria Baena, Chema Cobo, Juan del Junco, Nacho Estudillo, Juan Ángel González de la Calle, Jesús Marín Clavijo, Lita Mora, Ando Rivas, Santiago Navarro (Aaron Lloyd), Juan Suárez, Gonzalo Sicre y Gonzalo Torné- conforman una más que interesante exposición de pequeño formato, pequeñísimo, más bien, pues cada pieza tiene diez por doce centímetros, comisariada por Fernando Francés, en la que se ha dado cabida a los artistas con más interés del panorama plástico español. Una exposición que formaliza sin reveses y a cara descubierta -las dimensiones de las obras podrían acusar demasiado a los que, para esto, no han sido llamados- las más abiertas tendencias que tienen lugar en el arte actual. Es como una manera de saber por dónde transcurre la creación artística de nuestro país, esa que se hace en España desde los años noventa y que engloba desenlaces artísticos que no se detienen en la propia pintura, sino que se extienden por otras facetas, el dibujo, la fotografía, la escultura e, incluso, la instalación pero, además, con el buen añadido de que se les ha incorporado actuales modos de expresión, como por ejemplo, el arte urbano.

A cada artista se le proporcionó un lienzo en blanco de las citadas dimensiones y ellos tuvieron que intervenirlo, pintándolo, manipulándolo fotográficamente, rompiéndolo, cosiéndolo, añadiéndole texturas o transformando su fisonomía para convertirlo en verdadera obra de arte. La exposición, que lleva el sugestivo título de Made in Spain, tiene como complemento definitorio: periplo por el arte español de hoy; argumentación clarificadora que nos conduce por una realidad indiscutible, la creación plástica de este país, englobándose artistas de trascendencia absoluta en el contexto del arte español -Ouka Lele, Carmen Calvo, José Manuel Broto, José Manuel Ciria, Carles Congost, Patricio Cabrera, Victoria Civera, Luis Gordillo, Pello Irazu, Eva Lootz, Din Matamoro, Ángel Mateo Charris, Ana Lauea Alaez, Dis Berlín, Jordi Teixidor, Juan Uslé, entre otros-, con otros que son importante realidad y que forman parte de los catálogos más significativos del arte español- aquí entrarían esa pléyade de muy buenos artistas andaluces que han conquistado segmentos artísticos de verdadero interés, Paco Pomet, Santi Ydáñez, Ángeles Agrela, Carlos Aires, Nono Bandera, José Piñar, Juan Ángel González de la Calle, Simón Zábell, Jesús Zurita, Chema Lumbreras, Marina Vargas, Mari Ángeles Díaz Barbados, María Acuyo, Juan del Junco, David Escalona, Mar García Ranedo, Abraham Lacalle, Miki Leal, Cristina Lama, David Ramón Morales, Carlos Miranda, Gloria Martín o Joaquín Peña-Toro, por citar sólo algunos de los muchos existentes-, así como aquellos otros que son artistas con una absoluta proyección y con horizontes abiertamente diáfanos.

La exposición se nos muestra como una especie de caleidoscopio de formas en el que se manifiestan los más amplios esquemas que intervienen en el arte más inmediato. La estructura de la exposición nos conduce por esa variada argumentación estética que anina la producción, desde una figuración de muy dispar naturaleza, con estamentos representativos de muy diversas connotaciones, con paisajes, retratos, naturalezas muertas y todo tipo de ilustraciones con escenografías mediatas e inmediatas, hasta una abstracción esencial, también de amplio espectro, pasando por estéticas de más difícil filiación, donde encontramos pasajes conceptuales, minimalistas, informales, proposiciones de arte urbano y todo tipo de desarrollos que sirven para definir artísticamente el arte que tiene lugar en este país con artistas de verdadera trascendencia.

Made in Spain se va a incluir en el proyecto itinerante 'Imago Mundi' de la Fundación Luciano Benetton que pretende acercar el arte al mayor número de personas de todo el mundo, intentando quitar absolutamente de la creación artística todo tipo de connotación elitista.

Estamos, en definitiva, ante una muestra que nos conduce por ese arte español diverso, de muy amplio espectro, con resoluciones muy bien acondicionadas, que recrean una realidad artística en la que se descubre una práctica muy importante con todos los planteamientos que definen una creación sin complejo alguno.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios