Cultura

Joana y su voz de fuego, en el Falla

  • La ganadora del primer certamen de Se llama copla presenta su último disco en Cádiz · Esta sevillana viene avalada por el éxito que tuvo en su tierra, donde se agotaron las entradas cuatro meses antes

Comentarios 1

Joana Jiménez, una experimentada cantaora a la que la popularidad le llegó tras su paso en el conocido programa de televisión Se llama Copla, traerá su espectáculo Voz de fuego, el próximo 5 de septiembre, al Gran Teatro Falla .

Las entradas, cuyo precio oscila entre los 18 y los 33 euros, pueden ser adquiridas en la taquilla del típico teatro gaditano. Ya se han vendido más de 600 localidades.

Los diez clásicos de la canción española que esta sevillana incluye en su primer disco, titulado Salvaora, pueden ser disfrutados en dos horas de concierto que comenzará a las 21.00 horas. Pero esto no es todo y, de la misma manera, habrá una parte en la que dará rienda suelta a sus raíces flamencas.

En boca de la protagonista: "Será un espectáculo muy completo en el que la copla y el flamenco irán de la mano", a la vez que adelanta que en un momento del evento se atreverá también con el baile.

Se enorgullece de poder contar con la presencia de una de las primeras figuras del ballet nacional de España, Currillo de Bormujos, igual que con los 11 músicos con los que comparte sus interpretaciones.

La artista reconoce estar muy ilusionada por la oportunidad de volver a Cádiz con un proyecto propio ya que, aunque será la segunda ocasión en la que pise las tablas del Falla, la primera fue junto a otros artistas, en una gala benéfica. "Soy una enamorada de esta tierra", declara Joana, quien destaca la participación de un gaditano entre las filas de su compañía. Se refiere al isleño y director de orquesta, Jesús Lavilla.

Los guiños a la ciudad que la acogerá el próximo sábado ya estaban incorporados en el evento antes de decidir su paso por ella, debido a que una de las letras de sus canciones le hacen referencia y a que las alegrías están presentes. No obstante, declara: "Habrá alguna que otra sorpresita, por supuesto".

El éxito obtenido en Sevilla, hogar de la cantante, donde las entradas se agotaron cuatro meses antes del estreno, así como el cariño y las ganas con las que la acogieron, son los motivos que dice tener Joana para pretender, con tanta ilusión, hacer que el público gaditano también disfrute.

Pero no sólo de Andalucía vive la copla y, tras pasar por grandes capitales como Madrid y Barcelona, la ganadora del concurso de Canal Sur de dicha temática, comenzará una gira por distintos teatros de la geografía española, bajo la convicción de que tanto la copla como el flamenco no entienden de fronteras.

El disco que se presenta en este espectáculo incluye versiones de canciones tan conocidas como La bien pagá o La falsa monea pero los arreglos realizados hacen que se trate de una "copla diferente, con sonidos nuevos y actuales", afirma su vocalista.

El seguimiento que el programa televisivo Se llama copla tiene, ha resucitado el interés por un género musical que se creía muerto. Mientras en un principio era un formato dirigido a los más mayores, ha roto moldes y acercado la música que escuchaban los abuelos a los más pequeños y jóvenes de la casa.

La conclusión de Joana ante este fenómeno es que se dejó de oír copla porque no se ofrecía al público y que es un estilo de música que los andaluces llevan dentro. Reconoce sorprenderse por tener un grupo de fans, cuyas edades van desde los 13 a los 20 años, que la siguen allí donde actúa. El reconocimiento de los más pequeños de la casa es uno de los premios más gratificantes que dice obtener de esta experiencia. "Veo a las niñas ahora como cuando yo empezaba, pero con más fuerza, porque antes no había este boom tan grande".

A pesar de poder afirmar que lleva ya casi 24 años cantando (comenzó su andadura en el mundo del arte a los cuatro años y sus estudios de solfeo a los nueve) y una extensa carrera profesional, avalada por distintos premios, la fama llamó a esta joven de 32 años en el 2008.

La popularidad no le pesa si se atiende a su expresión: "Sólo me ha cambiado la vida positivamente". En su opinión, su paso por el programa le ha dado el empujón que se necesita para poder trabajar en la profesión de la música y dice no recibir más que cariño de la gente, "eso a nadie le puede molestar. Me siento muy orgullosa y muy agradecida por todo lo que me ha pasado".

La concejala Carmen Sánchez, que acompañó a la artista en la presentación de lo que también será la apertura de la programación del Falla, quiso aprovechar la oportunidad para alabar a la cantante a quien definió como "un ejemplo de mujer comprometida con lo que hace, que hace las cosas desde el corazón, que es como funcionan las cosas".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios