Festival de Música Española de Cádiz Manuel de Falla

Cádiz tendrá su primer centro permanente dedicado a Falla

  • Mercedes Colombo anuncia que se trabaja con varias instituciones en un proyecto para que el compositor gaditano cuente en su ciudad natal, en la Casa Pinillos, con la presencia que merece

  • El edificio de Mina acoge una exposición sobre el compositor con fotografías de Joaquín Puga y versos de José Ramón Ripoll

Algunas de las fotografías de Joaquín Puga que conforman la exposición y que se acompañan de los versos de José Ramón Ripoll. Algunas de las fotografías de Joaquín Puga que conforman la exposición y que se acompañan de los versos de José Ramón Ripoll.

Algunas de las fotografías de Joaquín Puga que conforman la exposición y que se acompañan de los versos de José Ramón Ripoll. / Julio González

Nuevo intento para lograr que Manuel de Falla tenga en Cádiz el espacio y el lugar que merece por su trascendencia artística. El compositor español más universal, nacido en la plaza de Mina de la capital gaditana, tendrá si el nuevo proyecto cuaja un espacio permanente, el primero, destinado a recordar su vida y su obra justo en la esquina opuesta de la plaza, en la Casa Pinillos. El anuncio ha sido hecho hoy lunes por la delegada territorial de Cultura, Mercedes Colombo, en el transcurso de la presentación a los medios de una exposición fotográfica y poética, incluida en el programa del Festival de Música Española con la autoría de Joaquín Puga y José Ramón Ripoll, sobre las raíces gaditanas de Falla.

No es nueva a intención de que Cádiz recupere de alguna forma para sí la figura de Manuel de Falla, al que no pocos vinculan mucho más con Granada pese a que aquí nació y a que su obra está claramente influida por sus primeras raíces. Algunas instituciones gaditanas andan detrás de ello desde hace años, aunque hasta ahora el fruto ha sido mínimo. Mercedes Colombo citó ayer al Ateneo de Cádiz y a la Real Academia de Bellas Artes como dos de las instituciones gaditanas en las que se apoyará un proyecto que también contará con un pilar inestimable y que se antoja fundamental: la Fundación Archivo Manuel de Falla con sede en Granada y cuya gerente, Elena García de Paredes, ha mostrado desde siempre una especial sensibilidad con el origen gaditano de su propio antepasado.

Precisamente fue García de Paredes quien echó mano de una anécdota, en el acto oficial de presentación de la exposición, para confirmar que el proyecto, aún incipiente, va en serio. La pianista Carla Román, la joven gaditana de 12 años que el sábado actuó en el Falla, le preguntó a la propia Elena García de Paredes por qué si Falla era de Cádiz, su archivo, sus documentos, están en Granada... La gerente del archivo confirmó que se trabaja para “corregir” esta circunstancia y reclamó, eso sí, “apoyo institucional” para dar a Cádiz el lugar que se merece en la vida y la obra de Falla, sin que por ello se menoscabe el papel que jugó Granada. No se trata, pues, de competir, sino de aunar esfuerzos y sumar voluntades en torno al insigne compositor.“Este es el punto de partida que situará a Falla en su sitio”, dijo la delegada Mercedes Colombo después de reconocer que las instituciones gaditanas tienen “una asignatura pendiente” con el músico, y que el objetivo que es que Cádiz sea “un referente” a la hora de hablar del autor gaditano.

Se apoyó la representante de la Junta en el Ateneo de Cádiz, que ya hace algunos años se movió junto a otras instituciones en la misma dirección, y en la Real Academia de Bellas Artes. Y también en la Fundación Archivo Manuel de Falla. Su gerente corroboró las palabras de Colombo y se mostró esperanzada en que la Casa Pinillos se convierta en un futuro en el espacio permanente que Cádiz dedique a Falla.

Un espacio que, en todo caso, no puede olvidar el uso museístico para el que se rehabilitó hace ya casi una década –la casa fue inaugurada por Ángeles González-Sinde, entonces ministra de Cultura– como apéndice y complemento del cercano Museo Provincial de Cádiz.

Y como tal, acoge la exposición titulada Cádiz: música y luz en Manuel de Falla, una muestra que hoy ha sido presentada a los medios pero que lleva abierta desde el pasado 21 de octubre. Aunque en su día se envió nota de la muestra, que como tal fue publicada, resulta cuanto menos extraño que una exposición no reciba la visita institucional hasta apenas cinco días antes de su clausura, el próximo sábado 28.

La exposición está compuesta por fotografías de Joaquín Puga de los lugares gaditanos de Falla, más algunas fotos originales de la infancia y la juventud de Falla, cuando aún estaba en Cádiz, que Puga ha desenfocado deliberadamente en alguna de sus partes. Y para acompañar a las fotos, unos versos de Ripoll que, reunidos, conforman un metafórico corpus acerca del compositor y la influencia que en él ejerció, a lo largo de toda su vida y en su obra, su Cádiz natal.

Abre la exposición, de hecho, un antiguo retrato de un Falla bebé en brazos de su niñera, La Morilla, que fue quien primero susurró al oído del genio musical las melodías populares que finalmente tanto influyeron en su producción artística y que se adivinan, quizás escondidas, entre las sonoras líneas de los rítmicos pentagramas de sus obras.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios