Cine

Alcances comienza el viernes su sección oficial con 21 documentales a concurso

  • Realizadores ya premiados en otros certámenes y cineastas debutantes se mezclan en el elenco de películas seleccionadas

  • Las proyecciones serán ‘online’ a través de Festhome

Una escena del documental ‘Facunda’, que se proyectará en la sección oficial de Alcances. Una escena del documental ‘Facunda’, que se proyectará en la sección oficial de Alcances.

Una escena del documental ‘Facunda’, que se proyectará en la sección oficial de Alcances.

Directores con trayectorias tan consolidadas como Javier Corcuera u Oskar Alegría, junto con otros que a menudo frecuentan festivales y aplausos como Alejandro G. Salgado o Mateo Cabeza, compiten en la Sección Oficial de la 52 Edición de Alcances, Festival de Cine Documental de Cádiz por la Caracola Alcances a la Mejor Película del Festival, junto a debutantes como Ione Atenea, Elisa Cepedal o Emma Tussell.

Sus largometrajes son solo algunas de las 21 películas que compiten en la Sección Oficial de Alcances, cuya programación completa, que incorpora también un mediometraje y varios cortometrajes, podrá verse entre el 25 de septiembre y el 4 de octubre, en abierto y de forma gratuita, en la plataforma online Festhome.

Las ventanas de visionado de la plataforma se han organizado por programas, limitando los días de disponibilidad con el fin de proteger futuras participaciones de las películas en otros certámenes.

Así, los días 25, 26 y 27 de septiembre Alcances ofrece el largometraje El viaje de Javier Heraud, de Javier Corcuera, en el que el director de La espalda del mundo o Sigo siendo hace un acercamiento a la figura de su compatriota, el malogrado poeta peruano Javier Heraud. En estos días también podrá verse Enero, ópera prima de Ione Atenea, un retrato íntimo de la vejez a través de las dos abuelas octogenarias de la propia cineasta que ganó el Premio del Público a la mejor ópera prima europea del pasado Festival de Gijón.Otra de las propuestas para los primeros días será el mediometraje Hostal España, de Chus Domínguez e Inma Álvarez, proyecto desarrollado en colaboración con el LAAV para observar, a través del audiovisual, el día a día de los ancianos que residen en un hostal de León.

Completan la programación de estos días los cortometrajes: Bubota, de Carlota Bujosa que indaga en su propia historia para descubrirse a sí misma; El último bastión, de Martin D. Guevara, un acercamiento a la realidad sociopolítica del pueblo de Marinaleda; Fuera de campo, de Adriana Thomasa y Pablo Vilas, un retrato del pueblo chileno de La Calera; La huella, de Irene Herrero, Alba Sofía Naseiro, Alejandra Nonell y Sofía Schiavoni, que hablan de la condición femenina más allá de ser cuidadora; Sin título. Quinto movimiento, de Ricardo Perea y Julio Lamaña, que recorren las calles vacías de Bogotá durante el confinamiento.

Los días 28, 29 y 30 de septiembre Festhome cambia su ventana para ofrecer los largometrajes Barzaj, de Alejandro G. Salgado, un retrato fantasmagórico de quienes anhelan cruzar el estrecho para llegar a Europa, que llega tras pasar por el Festival de Sevilla y por el IDFA; Las edades sensibles a la luz, de Pedro Sara y Violeta Pagán, un relato de iniciación entre jóvenes que se desvelan mientras ruedan un proyecto audiovisual; o Video Blues, de Emma Tussell, montadora de Carlos Vermut o José Luis Cuerda, que se embarca en un viaje a su infancia que ya se ha proyectado en Gijón y en el D’A Film de Barcelona. Junto a estos títulos podrán verse los cortometrajes #Precaritystory, de Lorena Cervera e Isabel Seguí, que desvela el precariado académico británico; La espada me la ha regalado, de Miriam Martín, un paseo diferente por la Casa de Campo en Madrid; Perrunillas, de Dena Parro, un retrato generacional a través de una conversación telefónica; y Un fantasma recorre […], del ovetense Tito Montero, que indaga en la historia de España al coincidir dos cuadros de Goya en el Museo de Bellas Artes de Asturias.

El último tercio de programación podrá verse los días 1, 2 y 3 de octubre. Será el momento para disfrutar de los largometrajes Big, Big, Big, de Miguel Rodríguez y Carmen Haro, tras su paso por el Festival de Sevilla y L’Alternativa de Barcelona, un experimento audiovisual en el que una pareja decide ver 30 veces la película Big; El trabajo o a quién pertenece el mundo, ópera prima de Elisa Cepeda que describe los últimos años de la minería del carbón a través de escenas de la vida cotidiana; y Zumiriki, una película reciente de Oskar Alegría, ganador de Alcances en 2013 con La casa Emak Bakia que, tras pasar por el Festival Punto de Vista, L’Alternativa y Sevilla, llega a Alcances con este proyecto de autoreflexión sobre sí mismo en mitad de un naufragio autoimpuesto.

Completan la oferta de estos días y los cortometrajes Facunda, de Marta Romero, que trata de hacer un retrato de su tía abuela mientras ella boicotea el intento; Paraíso, de Mateo Cabeza con la que el autor de Que nadie duerma vuelve a Alcances para mostrar la intimidad entre un padre y un hijo en la habitación de un hospital infantil; y Un día normal, de Carmen PG Granxeiro, que describe todo lo terrible, divertido o anodino que puede ser un día cualquiera.

Todas las películas que compiten en la Sección Oficial de Alcances 52 tendrán, además, un pase en la Sala 2 de los Multicines Cineápolis Al Andalus, en la calle San Miguel. Así el sábado 26 se proyecta Las edades sensibles a la luz (20 horas) y Big, Big, Big (22 horas); el domingo 27, El viaje de Javier Heraud (20 horas) y Video Blues (22 horas); el lunes 28, Enero (20 horas); el martes 29 los cortos Sin título. Quinto movimiento, Fuera de campo, Perrunillas, La espada me la ha regalado, Paraíso y Un día normal (20 horas) y El trabajo o a quién pertenece el mundo (22 horas); el miércoles 30 Hostal España (20 horas); el jueves 1 Barzaj (20 horas); y el viernes 2 los cortos Un fantasma recorre […], El último bastión, Bubota, Facunda, #Precaritystory y La huella (20 horas) y Zumiricki (22 horas).

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios