Provincia de Cádiz

Los sindicatos aseguran que "se están suprimiendo derechos sociales por ideología"

Los representantes sindicales de los trabajadores municipales han mostrado su rechazo a la medida anunciada por el área de Personal del Ayuntamiento en relación con los cambios que se introducirán a partir de mañana, no sólo en lo relativo a las modificaciones en los horarios, sino también a la supresión de derechos sociales que, aseguran, "se va a llevar a cabo injustificadamente".

En este sentido, Juan Molina, secretario de la sección sindical de CCOO en el Ayuntamiento, sindicato que ostenta en la actualidad la presidencia de la Junta de Personal y el Comité de Empresa, ha manifestado que "los cambios anunciados en la jornada laboral y los recortes de derechos sociales llevados a cabo han sido una decisión unilateral de los responsables del Ayuntamiento, sin que haya habido acuerdo alguno con los representantes de los trabajadores y, en algunos extremos, ni siquiera negociación alguna". En esta línea, Molina ha asegurado que "aceptamos que se amplíe la jornada laboral de los funcionarios, como marca el real decreto ley del Gobierno, pero pedimos una flexibilización de los horarios por motivos de conciliación de la vida laboral y familiar, algo que aún no se ha concretado". Según el secretario de CCOO en el Consistorio, "están profundizando en los recortes sin ningún tipo de beneficio para la ciudadanía, ya que se han adoptado decisiones vinculadas al real decreto ley pero en su rango más restrictivo en aspectos como licencias personales y derechos sociales, algo que no ha ocurrido en otros ayuntamientos de la provincia con la misma orientación política que el de Chiclana, como El Puerto, Jerez o Cádiz".

Por otra parte, desde los sindicatos se exige además que, "para poner en marcha estas medidas es preciso que todos los funcionarios cumplan con los mismos sistemas de control, algo que actualmente no sucede porque muchos no están obligados a fichar por no sabemos qué prerrogativa especial". Por ello, desde los sindicatos se está barajando la posibilidad de poner en marcha alguna medida de presión como la entrega de las tarjetas de todos los funcionarios, "en tanto en cuanto no se obligue a todos los trabajadores a fichar y cumplir con el mismo control", aseguran.

"No es cierto que estas medidas se adopten para propiciar un ahorro a la ciudadanía o para mejorar la atención al público -sostienen desde CCOO- ya que se han propuesto alternativas que permitirían aplicar el real decreto ley y ampliar los horarios, por ejemplo, sin perjudicar la conciliación laboral y familiar y no se han tenido en cuenta de momento".

Por todo ello, Juan Molina argumenta que "no estamos en contra de que se adopten medidas para mejorar la calidad del servicio público, pero sí de que se hagan cosas por hacer, ya que creemos que en el fondo de todo esto lo que verdaderamente hay es un desprecio hacia el funcionario público que responde a una ideología y que persigue desacreditar esta función pública para justificar futuras privatizaciones y desmantelar los servicios públicos".

Por último, Molina lamenta que "en Chiclana está pasando lo que en ningún otro Ayuntamiento, ya que se ha decidido que todas las medidas sociales existentes se suspendan hasta que no se celebre una nueva negociación para aprobar el nuevo convenio, algo que va en contra de toda lógica". No obstante, desde los sindicatos se confía en que el nuevo horario de atención al público anunciado no entre en vigor mañana lunes, "ya que los responsables municipales se han comprometido con nosotros a estudiar de nuevo la propuesta realizada sobre la flexibilidad de horarios para conciliar la vida laboral y familiar", aseguran.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios