Empresas

El sanluqueño José Ignacio Garat, nuevo consejero delegado de National Express

  • La matriz de la española Alsa elige a este ejecutivo procedente de la empresa de mensajería FedEx

 

El sanluqueño José Ignacio Garat. El sanluqueño José Ignacio Garat.

El sanluqueño José Ignacio Garat. / D.C.

El grupo británico National Express, matriz de la compañía española Alsa, ha designado al sanluqueño Jose Ignacio Garat nuevo consejero delegado a partir del 1 de noviembre, según informó en un comunicado.

Garat, hasta ahora vicepresidente de Operaciones para el Sur de Europa, Francia y Benelux de la empresa de mensajería FedEx, reemplazará en el cargo a Chris Davies, que pasa a ser director financiero.  

El ejecutivo español también trabajó previamente para TNT, filial de FedEx, donde, como hizo posteriormente en su matriz, "lideró la transformación de un negocio de miles de millones de dólares en 22 países y 22.000 empleados", señaló National Express en su nota.  

Para el grupo británico, Garat "ha demostrado un fuerte liderazgo operativo, en fusiones y compras, y estratégico, con énfasis en la seguridad y en el uso de la tecnología para alcanzar la excelencia y la eficiencia del servicio".  

"He observado el crecimiento del grupo National Express en años recientes para convertirse en líder de su sector, así que es un privilegio haber recibido la oportunidad de encabezar la compañía mientras atraviesa la pandemia y se posiciona para el crecimiento futuro", señaló Garat, según el comunicado.  

Al mismo tiempo, destacó "la gran reputación" de la compañía que dirigirá a partir de ahora "por la excelencia de su servicio y de su seguridad".  

Para el presidente del grupo, John Armitt, el nuevo consejero delegado cuenta con "la extensa experiencia internacional operativa y estratégica para liderar el grupo National Express a través de los retos presentados por la pandemia, así como las oportunidades significativas futuras que existan".   

National Express presentó en agosto unas pérdidas netas de 51,1 millones de libras (56,5 millones de euros) en el primer semestre del año, frente a los beneficios netos de 88,7 millones de libras (98,1 millones de euros) obtenidos en ese mismo periodo de 2019.  

La compañía informó de que la facturación del grupo también cayó un 22,7 % entre los pasados enero y junio, hasta 1.030 millones de libras (1.140 millones de euros), debido, sobre todo, al colapso de la demanda provocada por la pandemia de coronavirus.  

La española Alsa ingresó 305,4 millones de euros, en el primer semestre de 2020, el 44% menos que en el año anterior, mientras que obtuvo una pérdida operativa subyacente de 8,1 millones de euros, frente a las ganancias operativas de 4,8 millones de euros de 2019.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios