Provincia de Cádiz

Un motorista arrolla a un guardia civil junto a la frontera de Gibraltar

  • El agente intentó cortarle el paso pero aceleró para huir, dejando abandonados 25 cartones de tabaco

El capitán de la Guardia Civil en la Aduana de La Línea sufrió ayer el atropello de un motorista que intentaba saltarse el control al que le sometió el mando de la Benemérita.

El registro no se produjo en la zona fronteriza ya que el individuo, que conducía una motocicleta de 49 centímetros cúbicos, recibió los cartones de tabaco que le pasaron sus "compañeros" desde Gibraltar por la zona de las piedras junto al parking solidario. El capitán de la Guardia Civil al advertir al motorista intentó cortarle el camino logrando solamente quedarse con la motocicleta y sufriendo daños en un hombro. El motorista logró huir con el casco puesto dejando el vehículo y los 25 cartones de tabaco de contrabando.

Los controles de la Guardia Civil no se limitan sólo al paso de mercancías desde Gibraltar. De hecho, el aumento del contrabando y de los controles provoca que estos individuos intenten ingeniárselas para que no les cojan.

El joven no obedeció el alto que le dio el agente e intentó huir embistiéndole para tratar de escapar del capitán de la Guardia Civil, que resultó herido, y de su compañero.

Según el Ministerio del Interior, sus lesiones resultaron "en principio" de carácter leve, aunque fue reconocido después para determinar la gravedad. El director general de la Guardia Civil, Arsenio Fernández de Mesa, telefoneó al agente herido para conocer de primera mano lo ocurrido e interesarse por su estado.

Tras el atropello, el autor que ya ha sido identificado y reside en Los Barrios, tiró la moto y huyó a pie, logrando su objetivo, según los testigos que estaban en cola para acceder en coche a Gibraltar. El atropello de ayer es ya el segundo incidente de estas características desde que el recrudecimiento del conflicto con Gibraltar.

En el primer caso, el pasado 6 de agosto, otro guardia civil fue arrollado mientras trabajaba en el control fronterizo por un vehículo con matrícula del Peñón, que le provocó heridas que le obligaron a darse de baja en el servicio. El conductor del coche entonces aceleró sin respetar la llamada de atención de los agentes y después abandonó el coche en una zona cercana a un aparcamiento junto a la Verja. En su interior, los agentes encontraron "varias cajas de tabaco de contrabando ilegal".

El alcalde de Algeciras, José Ignacio Landaluce, por su parte elogió la labor que está desempeñando la Guardia Civil y la Policía Nacional en la Verja y lamentó el atropello.

El Sindicato Unificado de la Policía (SUP) y la Asociación Unificada de la Guardia Civil (AUGC) ya denunciaron la semana pasada en la frontera de Gibraltar "el acoso y las presiones" que sufren.

Los miembros de ambos sindicatos repartieron en mano un buen número de octavillas para informar a los ciudadanos españoles de los motivos por los que se viene produciendo una intensificación de los controles en la frontera, algo que justificaron en "el incremento del contrabando en más del 200% en lo que va de año".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios