Provincia de Cádiz

Dos dimisiones en la ejecutiva provincial rompen la calma en el PSOE

  • La secretaria de Comunicación, Mercé Perelló, deja el cargo por discrepancias con la responsable de Organización. Tatiana Sánchez es la segunda baja en el equipo de Irene García

La calma que parecía haberse instalado en el PSOE de Cádiz en los últimos meses sufrió ayer un resquebrajamiento al confirmarse las dos primeras dimisiones en la ejecutiva provincial que preside Irene García desde hace 15 meses. Las bajas están protagonizadas por la responsable de Comunicación y Nuevos Medios, Mercé Perelló Coderch, y por la vocal Tatiana Sánchez Sierra.

De ambas dimisiones, la más significativa es sin duda la de Perelló, barcelonesa de nacimiento y afincada en Jerez, que justificó su renuncia por las "trabas constantes" que se ha encontrado a la hora de asumir sus cometidos y de lo que responsabiliza sobre todo a la actual secretaria de Organización del PSOE provincial, la también jerezana Isabel Armario.

La dimisión "irrevocable" de Mercé Perelló fue confirmada por ella misma en una carta que ayer remitió a cada uno de los miembros de la ejecutiva provincial socialista. En la misiva, a la que tuvo acceso este periódico, explica que el motivo de su renuncia es que "no he podido realizar mi trabajo" porque las competencias que tenía asumidas como secretaria de Comunicación y Nuevos Medios y que habían sido aprobadas en la reunión de la ejecutiva celebrada el pasado mes de marzo "han sido vulneradas".

En la referida carta, Perelló no disimula su "decepción" porque asumió el cargo tras el congreso provincial de julio de 2012 "con ilusión y ganas" pero ahora ha comprobado "que no puedo trabajar así". "Nuestra ejecutiva se presentó con el lema 'otras formas' y seguimos igual, con una concepción antigua del partido donde no se deja trabajar a quien tiene ganas de hacer cosas", añade en la misiva antes de acusar a la secretaria de Organización de no delegar "en quien tiene las competencias y el conocimiento" por culpa de "un control enfermizo" y por no carecer de la "suficiente inteligencia y humildad".

En la referida carta remitida a cada uno de los miembros de la ejecutiva provincial del PSOE, Mercé Perelló detalla sus diferencias con Isabel Armario -aunque en ningún momento la cita- para concluir afirmando que "soy culpable de haber tenido iniciativa, algo que por desgracia en la actual estructura del partido está mal visto por algunas" y que se marcha por "no poder trabajar en mis competencias con libertad" debido a "las trabas constantes".

La dimisión de Perelló ha coincidido en el tiempo con la de la ex concejala de Cádiz y ex diputada provincial Tatiana Sánchez Sierra, aunque no parece que ambas estén vinculadas entre sí. En declaraciones a este periódico Tatiana Sánchez confirmó su renuncia al cargo de vocal que mantenía en la ejecutiva, aunque no quiso ahondar en sus motivos "porque mi baja no es importante", dijo. Simplemente indicó que "un cúmulo de circunstancias" le habían llevado a tomar esta decisión, entre las que situó cuestiones de carácter laboral.

En teoría estas dos dimisiones no suponen una merma considerable en la ejecutiva provincial del PSOE que se mantiene compacta en torno a su secretaria general, Irene García. Sin embargo, sí puede entenderse como un hándicap en el proceso de unificación que parecía haberse empezado a extender en la militancia del PSOE provincial y que quedó patente en el proceso de recogida de avales que acabaría con la proclamación de Susana Díaz como única candidata del partido a la Presidencia de la Junta de Andalucía.

Aunque entonces se daba por finiquitada a la corriente denominada pizarrista, ayer no se descartaba la opción de que este sector crítico del PSOE gaditano vuelva a unirse de cara a presentar una candidatura alternativa en el congresillo que habrá de celebrarse en noviembre para elegir a los delegados que representarán a Cádiz en el congreso regional extraordinario en el que José Antonio Griñán cederá la secretaría general a Susana Díaz.

Aunque se da por hecho que la corriente que ahora lidera el PSOE de Cádiz tiene el control mayoritario, y aunque parece claro que Susana Díaz será la única candidata a liderar el PSOE-A, un sector de los críticos de Cádiz se muestra partidario de mantener un pulso a la ejecutiva provincial, aunque la decisión final no ha sido tomada aún.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios