Datos del desempleo registrado en febrero Sigue la sangría laboral

El desempleo prolonga su curva ascendente también en febrero

  • 82.132 personas en España y 14.782 en Andalucía se suman a las listas del INEM · Las afiliaciones a la Seguridad Social crecen un leve 0,15% · El Gobierno vaticina mejoras en otoño

Ridiculizada por arriba y por abajo en el implacable espejo europeo, España no sale de su monumental pájara laboral. Sólo Letonia, una vieja conocida ya en esto de las comparaciones, acredita una tasa de paro peor que la española (un 22,9% frente al 18,8% nacional, según Eurostat). En el vértice de la pirámide, ajena a los rigores de la crisis, destaca Holanda (4,2%), tan robusta que multiplica la dimensión del despropósito entre las mentes más predispuestas a avergonzarse. Pero no importa. No a juicio del Gobierno, que pronostica mejores tiempos a partir de otoño, como si vender optimismo fuera la única fórmula válida contra la recesión desde que comenzara más de dos años atrás.

El dato de febrero, el segundo peor desde que la serie estadística arrancase en 1996, parece ser lo de menos: 82.132 parados más en España y 14.782 en Andalucía. Mal mes sin duda en el trienio 2008-2010, aunque los repuntes sean menores que hace un año, cuando los servicios públicos de empleo encendían la luz roja (154.058 personas más sin trabajo entonces) sin una idea clara de la magnitud del desastre. "En los datos del paro se detecta un punto de inflexión", destacó el ministro de Trabajo e Inmigración, Celestino Corbacho, tan convencido como el rey desnudo del célebre cuento. Su frase adquiere cierto sentido si se consulta la evolución de la Seguridad Social, que al fin ganó afiliados (26.340, un 0,15% más que en enero) tras medio año de caídas, aunque la cifra desestacionalizada -aquella que excluye del cómputo determinadas distorsiones vinculadas al calendario- siga en negativo.

El paro registrado suma en el país 4.130.625 personas (+2,03% en la toma intermensual y +18% en la interanual) y 882.867 en Andalucía (+1,70% y +14,04% respectivamente). Por provincias, las mayores subidas se produjeron en Sevilla (4.175 parados más), Jaén (2.317) y Cádiz (2.291). En el extremo opuesto se situaron Huelva (563), Málaga (1.125), Granada (1.264), Córdoba (1.445) y Almería (1.602). En términos relativos, Jaén se lleva la peor parte en febrero con un alza del desempleo del 5,55%.

La subida del paro en Andalucía se apoyó fundamentalmente en los sectores de la construcción, con un repunte de 4.877 personas (+2,46%), y de los servicios, con 4.173 (+0,90%). Les siguieron la agricultura, con 2.334 nuevos parados (+6,57%); el colectivo sin empleo anterior, con 2.224 (+2,38%); y la industria, con 1.174 (+1,51%). Por sexos, el desempleo aumentó un 1,12% entre las mujeres y un 2,28% entre los hombres. Por edades, la comunidad registró un incremento del desempleo tanto en los menores de 25 años (+1,95%), como en la población mayor (+1,6%). En conjunto, se firmaron 304.789 contratos, un 5,82% menos que en enero pero un 2,65% más que hace un año.

Ayer se divulgaron otros dos datos que contribuyen a retratar el estado de la cuestión. El contingente al que se ha reconocido su participación en el Programa Temporal de Protección por Desempleo e Inserción, o menos eufemísticamente la paga de 426 euros aprobada por el Ejecutivo, ascendió a 378.768 personas a 28 de enero, informó ayer la secretaria general de Empleo, Maravillas Rojo. Ésta es una ayuda independiente tanto de la prestación como del subsidio por desempleo. Del total de parados a los que se les ha reconocido la ayuda, 4.468 corresponden al segundo programa, tras la prórroga de seis meses aprobada el mes pasado. Precisamente -y ahí va el segundo dato-, el gasto en prestaciones por desempleo creció un 16,8% en enero en comparación con el mismo periodo del año anterior, hasta alcanzar 2.923 millones. El coste medio mensual por beneficiario se situó en 948,3 euros, un 11,2% menos que 12 meses atrás.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios