Medio Ambiente

Las colillas son el residuo más abundante en las playas gaditanas

  • Un estudio de investigadores de la UCA demuestra, además, que el plástico constituye entre un 60% y un 80% de toda la basura marina

Colillas en la playa de La Barrosa. Colillas en la playa de La Barrosa.

Colillas en la playa de La Barrosa. / Julio A. Gallardo

Investigadores de la Universidad de Cádiz (UCA) han constatado que las colillas son el residuo más abundante de las playas gaditanas en un estudio publicado en la revista Science of the Total Environment tras el análisis de más de 14.000 objetos mediante una técnica usada por primera vez en España.

La UCA desgrana que este trabajo, titulado Characterization of plastic beach litter by Raman spectroscopy in South-western Spain, se ha centrado en identificar la composición y variabilidad de los desechos localizados en la costa gaditana, con el objetivo de calibrar el estado actual de contaminación por residuos plásticos de las playas, entender el impacto ambiental que ello provoca y buscar soluciones.

Para ello, se analizaron las características y la distribución de la basura plástica en 40 playas del litoral durante el mes de octubre de 2018. Tras los trabajos realizados, se identificaron 14.261 artículos de plástico mediante espectroscopía Raman, una técnica aplicada por primera vez en España para este tipo de estudios, que permite distinguir los diferentes tipos de plástico.

Los resultados de este trabajo han mostrado que la mayor parte de la basura plástica se acumula en correspondencia de la marca de pleamar (67%), así como en la playa seca debido a la gran afluencia de personas (25%). De igual forma, el resto de plásticos se distribuye a lo largo de la playa intermareal (6%) o en el nivel de la marea baja (2%).

En concreto, las colillas de cigarrillo se sitúan como los desechos más abundantes, seguidas de trozos de film y otras piezas duras, bastoncillos de algodón, hilos/cabos de pesca, envoltorios de alimentos, tapones y plásticos de un solo uso.

Con respecto a la composición de los plásticos identificados, el acetato de celulosa representó el material más frecuente (asociado a las colillas de cigarrillos), seguido del polipropileno y el polietileno. Los residuos plásticos, tal y como afirman estos expertos de la UCA, provocan numerosos daños al medio ambiente, y en particular, al ecosistema marino, al ocasionar graves alteraciones en su funcionamiento.

En la actualidad, el plástico constituye entre un 60 y un 80 % de toda la basura marina, y es el material más predominante en las playas.

La sobreproducción, su gran durabilidad y persistencia y su bajo nivel de recuperación lo convierten en uno de los problemas ambientales más preocupantes, según este estudio, ya que su presencia ha sido constatada en lugares tan remotos como la Antártida, donde miembros de este equipo de investigación han liderado estudios que han sido publicados también recientemente.

Los autores abogan por que “las empresas y los consumidores tomen conciencia del daño que produce su producción y desperdicio en la naturaleza”, de ahí que recomienden que “la gente debe dejar de tirar basura (no solo en la playa), y la industria debe usar plástico u otros componentes que no sean tóxicos para la vida natural, lo que supone un desafío global para todos”.

El equipo de investigadores de la UCA que firma este artículo está compuesto por Francisco Asensio-Montesinos y Giorgio Anfuso, del departamento de Ciencias de la Tierra; Milagrosa Oliva Ramírez, del departamento de Biología; y Juan María González Leal, del departamento de Física de la Materia Condensada; además de Daniel Carrizo, del Centro de Astrobiología (CSIC-INTA).

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios