Provincia de Cádiz

Conil y Vejer tienen un mes de plazo para evaluar los daños del temporal

  • El Gobierno activa con rapidez el plan de ayuda y abonará tanto las obras de emergencia como los destrozos en viviendas y enseres de los afectados

Apenas dos días después de que unas lluvias torrenciales asolaran buena parte de los núcleos rurales de Conil y Vejer, el Gobierno central ya había activado ayer el plan de ayuda que permitirá cubrir los daños ocasionados por este temporal tanto en obras públicas como en las viviendas particulares de los vecinos afectados. Ahora los ayuntamientos de Conil y de Vejer tienen un mes de plazo para cuantificar todos estos destrozos y el Gobierno central confía en que todas las subvenciones queden satisfechas antes de cuatro meses.

Todas esas cuestiones fueron tratadas en una reunión de urgencia mantenida ayer por la tarde en Madrid y a la que asistieron, entre otros, el director general de Protección Civil y Emergencias, Juan Díaz Cruz; el delegado del Gobierno central en Andalucía, Antonio Sanz; el alcalde de Conil, Juan Bermúdez; y el regidor de Vejer, José Ortiz. En la misma se comunicó que las ayudas que tramitará el Estado irán encaminadas en dos sentidos: una línea de emergencia para sufragar los daños en obras públicas y otra línea de subvenciones para paliar los daños materiales en viviendas y en enseres.

Los representantes municipales de Conil y de Vejer acudieron a la reunión pertrechados con fotografías y datos que vinieron a corroborar la gravedad de los destrozos. Y en la reunión se confirmó la activación de estas líneas de ayuda. En este sentido cabe resaltar que, a diferencia de los que ocurría años atrás, ya no es necesario declarar zona catastrófica a los enclaves devastados por inclemencias meteorológicas, ya que existe una normativa abierta para todo el año que regula la concesión de estas subvenciones de acuerdo con el Real Decreto 307/2005.

Durante la reunión de ayer se comunicó que los ayuntamientos de Conil y de Vejer abrirán por separado sendas oficinas en las que irán recibiendo las peticiones de ayuda de los vecinos. Estas reclamaciones serán gestionadas en colaboración con la Subdelegación del Gobierno en Cádiz, que las trasladará luego a Madrid. Ayer se calculó que el número de afectados es de unas 300 personas en Vejer y de otras 80 en Conil, aunque la cifra final dependerá de las solicitudes que se formulen.

Estas ayudas para daños en viviendas y enseres irán destinadas exclusivamente a domicilios habituales y no a segundas residencias, aunque el propio Antonio Sanz destacó que la inmensa mayoría de los domicilios afectados son efectivamente residencias habituales de los damnificados.

Sanz indicó que las obras de emergencia por daños en carreteras, caminos y demás zonas de utilidad pública ya se han iniciado. Y también explicó que la previsión con la que cuenta el Gobierno es que todas las solicitudes de ayuda por parte de los vecinos damnificados estén atendidas antes de cuatro meses. En cualquier caso las peticiones de subvenciones serán trasladadas a Madrid de manera individual conforme se vayan presentando, sin esperar a que se cierre el plazo para elevarlas todas en bloque. Con ello se busca más rapidez para cumplimentar cada expediente.

En paralelo la Delegación del Gobierno en Andalucía ya está hablando con el Ministerio de Agricultura para abrir una nueva línea de ayudas para los agricultores y ganaderos de la zona afectados por el temporal.

Sanz explicó que las ayudas se limitan a Conil y Vejer porque a fecha de la tarde de ayer ningún otro ayuntamiento le había trasladado al Gobierno central que hubiera sufrido daños de consideración por culpa del último temporal.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios