Armada

El buque Castilla prepara su participación en la Operación Atalanta

  • Dentro de su adiestramiento, ha evaluado su capacidad de respuesta ante el ataque de un dron

La fragata Victoria. La fragata Victoria.

La fragata Victoria. / D. C.

Durante la semana del 14 al 18 de diciembre, las unidades de la Flota basadas en Rota han mantenido sus actividades ordinarias de adiestramiento. El viernes 18 de diciembre el buque de asalto anfibio Castilla finalizó el periodo de calificación operativa previo a su incorporación a la Operación Atalanta de lucha contra la piratería en aguas del Océano Índico, frente a las costas de Somalia, prevista para el próximo mes de febrero.

Entre los ejercicios llevados a cabo se incluyó, mediante el empleo de un dron real, la evaluación de la capacidad de respuesta frente al ataque de un dron a un buque que realiza maniobras de atraque o desatraque. El empleo de un dron comercial, y la implementación de este ejercicio, adapta las capacidades de nuestras unidades a las nuevas amenazas reales a las que se enfrentan los buques de la Armada.

Se realizaron más de 20 ejercicios, programados o sorpresa, para evaluar las diferentes áreas de capacidad que le permitan hacer frente a un escenario de media intensidad, incluyéndose capacidades básicas relativas a la ejecución de operaciones antipiratería.

También el viernes 18 tuvo lugar el relevo del Comandante de la fragata Victoria, asumiendo el mando el Capitán de Fragata Rafael Mira Calvo, en relevo del también Capitán de Fragata Pedro Márquez de la Calleja. La fragata Victoria fue entregada a la Armada en octubre de 1987, y su nombre y escudo recuerdan a la nao Victoria, única de las cinco naves que, partiendo del puerto de Sanlúcar de Barrameda el 20 de septiembre de 1519, participó en el descubrimiento del Estrecho de Magallanes e Islas Filipinas y completó, al mando de Juan Sebastián de Elcano, la 1ª vuelta al Mundo, regresando a Sanlúcar de Barrameda el sábado 8 de septiembre de 1522, tras navegar 46.270 millas.

El C.F. Mira Calvo, recibió su despacho de Alférez de Navío en el año 1998. Es especialista en Armas Submarinas, y diplomado en Estado Mayor de las FAS. Ha sido Comandante del patrullero Barceló y del BAM Meteoro. Está casado y es padre de tres hijos.

Igualmente el 18 de diciembre, el Capitán de Navío José María Fernández de la Puente Millán tomó posesión como Jefe del Estado Mayor del Cuartel General Marítimo de Alta Disponibilidad (CGMAD), relevando en el cargo al CN Manuel González Serrano. La ceremonia de relevo, presidida por el Comandante del CGMAD, VA Eugenio Díaz del Río Jaudenes, se celebró a bordo del buque de asalto anfibio Castilla, plataforma de mando que acoge al CGMAD.

El Capitán de Navío Fernández de la Puente es natural de San Fernando, ingresó en la Escuela Naval Militar en 1988, y recibió el despacho de Alférez de Navío en 1993. Sus destinos de mando incluyen el remolcador de altura La Graña, el transporte ligero Camino Español y el buque de aprovisionamiento para el combate Cantabria. Es Piloto Naval de Reactores y Diplomado en Estado Mayor de las Fuerzas Armadas. También ha estado destinado en la Dirección General de Política de Defensa, la Representación Permanente de España ante el Consejo Atlántico en Bruselas, la Sección de Planes Estratégicos del Estado Mayor de la Armada y la Secretaría General del EM Conjunto.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios