Tierras comunales

Vejer y Barbate sortean sus 356 Hazas de Suerte

  • Se trata de las rentas que producen tierras de labranza pertenecientes al común de vecinos

El teatro San Francisco acogió el sorteo de las rentas en Vejer El teatro San Francisco acogió el sorteo de las rentas en Vejer

El teatro San Francisco acogió el sorteo de las rentas en Vejer / D.C.

Mientras que todo el país estaba pendiente del Sorteo de Navidad, los vecinos de Vejer, como ocurre cada año bisiesto, estuvieron pendientes del sorteo de las Hazas de Suerte, que comenzaba pasadas las 10.00 horas de la mañana, del 22 de diciembre, en el teatro San Francisco, con reducción de aforo.

En este caso el premio llegaba a los afortunados en forma de renta de las tierras de labranza que conserva la localidad desde la reconquista. Estas tierras fueron cedidas en 1288 a los habitantes de esta localidad por el Rey Sancho IV para que no fueran reconquistadas, aunque el primer sorteo de las rentas se remonta a 1868, adaptándose desde entonces a los tiempos actuales.

Aquí también había dos bombos. Uno con 232 bolas de las rentas que entraban en sorteo y otro con total de 1.445 bolas que correspondían a las unidades familiares que aún están en el Padrón confeccionado en 1996. En el caso de Vejer, el montante a repartir asciende a 908.000 euros.

En el caso de Vejer, el montante total a repartir asciende a los 908.000 euros

Antes de iniciarse el sorteo, la Junta de Hazas acordó nombrar al vejeriego, Juan Begines Galindo, como síndico procurador, un cargo que se asemeja al que tuvo en su día, el héroe local, Juan Relinque, quien defendió ante la Cancillería de Granada los derechos que tenían los vejeriegos sobre las tierras de labranza que recibieron varios siglos atrás. Juan Begines expresó su deseo para seguir luchando por recuperar este patrimonio que posee el municipio.

Cada cuatro años, salen 232 familias agraciadas con un montante superior a los 4.000 euros, a repartir en cuatro campañas agrícolas, por lo que el primer pago de este sorteo no será efectivo hasta noviembre de 2022. Los títulos se pueden vender a los bancos a cambio de una comisión.

Por su lado, este miércoles 23, al igual que lo hizo el municipio de Vejer, en Barbate se repartieron las rentas de las 124 de las hazas que son propiedad del común de vecinos. De esas hazas, 87 están en el término municipal barbateño y 37 en el de Vejer. De las 87 de Barbate, 70,5, las más cercanas a la pedanía de Manzanete, fueron expropiadas en 1981 para formar parte del Campo de Adiestramiento Militar que la Armada Española posee en la Sierra del Retín.

La cantinela, en el caso de Barbate es diferente a Vejer, ya que junto a la haza sorteada se añade el valor de la renta a recibir durante los próximos cuatro años.

El Ayuntamiento de Barbate ha editado un comic para acercar las hazas a los jóvenes

El alcalde, Miguel Molina, destacaba la importancia y simbolismo que este sorteo tiene para el municipio. Igualmente ha concretó la elaboración de un comic con el que se pretende inculcar a los más jóvenes el simbolismo de este sorteo y del legado recibido de sus antepasados.

Estas hazas llegaron al municipio tras su segregación de Vejer en 1938. Al tratarse de un padrón que data de 1960, fecha en la no todo el mundo tenía Documento Nacional de Identidad (DNI), se añadía un apodo al nombre del titular o cabeza de familia para distinguirlo de otro que se llamase igual.

Al igual que ocurrió en Vejer, las diez personas de mayor edad del municipio barbateño han recibido directamente su renta de entre las diez últimas hazas sorteadas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios