Ayuntamiento

La nómina de Caraballo, en entredicho

  • El sueldo del jefe de Medio Ambiente y asesor de Germán Beardo, que asciende a 70.000 euros, ha sido objeto de un reparo de Intervención

  • El polémico funcionario debería haberse jubilado el pasado 30 de abril

Antonio Caraballo, con una taza en la mano, con el alcalde en una de las visitas del Ejército durante el Estado de Alarma. Antonio  Caraballo, con una taza en la mano, con el alcalde en una de las visitas del Ejército durante el Estado de Alarma.

Antonio Caraballo, con una taza en la mano, con el alcalde en una de las visitas del Ejército durante el Estado de Alarma.

El jefe de servicio del área municipal de Medio Ambiente, Antonio Caraballo, ahora también asesor del alcalde, Germán Beardo,  para la reorganización municipal, vuelve a estar en el centro de la polémica, en este caso a raíz de conocerse que su plaza laboral no se contempla en el Plan de Ajuste municipal desde el pasado 30 de abril, que es cuando debió amortizarse con motivo de su jubilación.

Caraballo, sin embargo, no sólo no se ha jubilado sino que vuelve a tener un inmenso poder en el Ayuntamiento, por lo que tampoco se prevé que vaya a dejar su plaza a corto plazo.

La situación es tan flagrante que el pasado mes de julio la nómina de Caraballo fue objeto de un reparo por parte de la Intervención municipal, al entender este órgano fiscalizador que dicha plaza        -con un sueldo anual de 70.000 euros, muy superior al del propio alcalde, que cobra 48.000 euros- ya debería estar amortizada desde hace varios meses.

Un reparo es una diligencia que los órganos de Intervención tienen para indicar que un gasto no se ha ejecutado correctamente. Cuando esto ocurre el servicio responsable del expediente -en este caso Personal- puede emitir un informe de discrepancia y bien el alcalde o el Pleno, a la vista de ambos informes, pueden levantar o no el reparo interpuesto por la Intervención General.

El concejal que ha tenido acceso a este expediente ha sido el portavoz de Unión Portuense, Javier Botella, quien se personó en el área de Personal para indagar acerca de los retrasos que está sufriendo el pago de las nóminas. Fue entonces cuando Botella tuvo  conocimiento de este reparo presentado por Intervención al pago de la nómina del funcionario.

Como explica Javier Botella "las labores de Caraballo se dividen en teoría entre ser asesor en Mesas de Personal y jefe de servicio de Medio Ambiente, en teoría porque en el área de Medio Ambiente parece que se ha tomado una excedencia".

Javier Botella: "Se trata de una infracción muy grave que puede causar importantes consecuencias negativas al Ayuntamiento"

El portavoz de Unión Portuense explica que "desde el mes de abril la plaza de Antonio Caraballo quedaba amortizada por el Plan de Ajuste aprobado por el Partido Popular. Al quedar amortizada, o lo que es lo mismo, desaparecer su plaza y no jubilarse, se produce un incumplimiento del Plan de Ajuste y una infracción muy grave en materia económico-financiera, lo que puede significar un daño gravísimo para el Ayuntamiento, con posibles medidas correctoras como la intervención del presupuesto con acuerdos de no disponibilidad, exigencias más duras en las obligaciones trimestrales o retenciones de la PIE (Participación en los Ingresos del Estado)", advierte.

Hay que recordar que Botella fue concejal de Economía y Hacienda durante el primer año de mandato del tripartito, en 2015, hasta la ruptura del pacto.

El concejal de Unión Portuense considera además que "esta falta de gestión y las graves consecuencias negativas que pueden provocar a la ciudad se están convirtiendo en una tónica general en el gobierno de Beardo, una nueva polémica por falta de gestión que se suma así a la gran lista de este verano: la tardanza en tener socorristas; la falta de vehículos policiales; la falta de grúa municipal; semanas con una deficiente recogida de basuras; y las más sonadas, la falta de licencias en las atracciones de Valdelagrana y la noria del Soko. Todo esto hubiesen podido evitarlo con anticipación y una gestión eficiente, en este caso concreto con una simple modificación del Plan de Ajuste o una opción más fácil todavía, que es por la que apostamos desde Unión Portuense, dejando que una de las personas más nocivas y costosas para la historia de El Puerto como es Antonio Caraballo, considerado por muchos el alcalde en la sombra, se jubile", concluye.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios