Economía

Obama urge a Zapatero a tomar medidas para fortalecer la economía

  • El presidente de EEUU llama al jefe del Ejecutivo un día antes de que presente en el Congreso su plan de recortes y le insta a adoptar "reformas resolutivas"

El presidente de EEUU, Barack Obama, conversó ayer por teléfono con el presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, con el que abordó las reformas económicas que serán presentadas hoy en el Congreso de los Diputados. La llamada, según indicó el portavoz de la Casa Blanca, Robert Gibbs, se produjo en torno a las 17:00, y se prolongó durante de veinte minutos.

Gibbs, que no quiso precisar detalles sobre la conversación, indicó que el diálogo se produjo porque España "a causa de algunos de sus problemas necesita adoptar reformas en las que el presidente ha comenzado a trabajar".

Rodríguez Zapatero tiene previsto explicar hoy en el Congreso de los Diputados las medidas que adoptará el Ejecutivo para reducir el déficit un 0,5% más este año y otro punto adicional en 2011.

En un comunicado, la Casa Blanca afirmó que la conversación telefónica forma parte de una serie de consultas de Obama con aliados "cercanos" acerca de la situación económica global. "Abordaron la importancia de que España adopte medidas resolutivas como parte de los esfuerzos europeos para fortalecer su economía y crear confianza en los mercados", explicó la Casa Blanca. Obama "expresó el apoyo de EEUU a estos esfuerzos", subraya el comunicado.

Durante su conversación, el presidente estadounidense también expresó a Zapatero sus "mejores deseos" de una pronta recuperación al rey Juan Carlos tras su operación del fin de semana en Barcelona para extirparle un nódulo en un pulmón.

Gibbs recordó que a lo largo de las últimas semanas, el presidente y su equipo económico han supervisado la situación en Europa y han estado en contacto con diversos líderes en el continente para "alentar a los países a tomar los pasos necesarios" de modo que se evite que "se vea frenada la recuperación que ha comenzado".

Así, a lo largo del fin de semana el presidente estadounidense habló en dos ocasiones con la canciller alemana, Angela Merkel, y con el presidente francés, Nicolas Sarkozy, para abordar el plan aprobado por los ministros de Finanzas de los 27 este domingo por valor de 750.000 millones de euros contra los especuladores.

Obama, precisó Gibbs, "sigue jugando un papel para alentar a los países europeos a que hagan lo necesario para asegurarse de que este problema se soluciona y no se extiende".

El presidente estadounidense, agregó el portavoz, se encuentra satisfecho con las medidas adoptadas hasta ahora por la Unión Europa, que consideró "necesarias".

"Las medidas adoptadas eran necesarias y hacían falta y el presidente está contento de que se hayan producido", insistió Gibbs.

El Palacio de La Moncloa confirmó la conversación y precisó que el grueso de la charla ha girado en torno a la situación económica internacional, la europea, la que vive Estados Unidos y la que atraviesa España.

El presidente del Gobierno, como presidente de turno de la UE, explicó las medidas adoptadas el viernes y el domingo en Bruselas tanto en el Eurogrupo como en la reunión de los ministros de economía de los Veintisiete, respectivamente, indicaron las fuentes.

Insistió en la necesidad de seguir actuando de forma concertada para defender el sistema financiero y contra los especuladores no sólo en el seno de la Unión Europea, sino en el marco del G-20.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios