Diario del Carnaval

Coro Tócame

Coro Tócame

Una orquesta muy afinada. Instrumentos que cobran vida sin director para mostrarnos todas las etapas que vamos a recorrer. El coro de Julio Pardo y el Canijo confirma con un buen pase las virtudes del giro de una propuesta que se apoya en una mejor modulación de las voces, aunque en algunas ocasiones enseña la patita al mostrar el torrente de voces que le caracteriza. En los tangos, reluce más el primero al usar su tipo para dedicárselo a la mujer rompiendo el típico piropo que la compara con un instrumento. Esto les molesta porque no es propiedad de nadie y no se toca si ella te dice que no. Las metáforas con los instrumentos se van sucediendo para rematar diciendo que esperan que encuentre “un músico que la quiera y la mime hasta la muerte”. No convence tanto la denuncia que hacen de la xenofobia en la segunda copla al narrar la historia de Jesús de Nazaret a través del momento en el que María y José buscan un portal en Belén, por lo que entran de okupas en una casa en ruinas. Una cerrazón con los extranjeros por la que los católicos no podrán “mirar a los ojos a Jesús el del madero”. Este grupo no falla con su rutina de cantarle un cuplé simpático al Concurso, en este caso a la moda de cantar fuera del Falla, por lo que se vacía el teatro. Sin embargo, el público no llega a tiempo para ver a ‘Los impacientes’ por ir ya por el puente antes de bajar el telón. Más corrientito el segundo a un violín que se parece a un ukelele por su estatura.

El veredicto del Diario del Carnaval

A la final. A la final.

A la final.

Actuación en cuartos

el tipo. Instrumentos musicales. las coplas. La vida es un musical. Cada etapa y cada época tienen una canción. Una evolución desde que se nace hasta que se alcanza la madurez en la que la música siempre está presente. El coro de Julio Pardo y el Canijo le saca mucho provecho a su cambio de registro para atraer con mucha más facilidad tanto por una propuesta bien trazada en el repertorio como por una predisposición diferente en escena que demuestra que la potencia desaforada no es sinónimo de calidad. Un giro que tiene mucha presencia en el tango –en el que la melodía y la suavidad están muy por encima de la potencia– y que hace que todo fluya con mucha más naturalidad. Completan una buena actuación que no es sobresaliente por la enorme diferencia entre las dos letras de tango, en las que dan una de cal y una de arena. No convence el planteamiento de la primera letra al comparar al Gobierno del PSOE en la Junta de Andalucía con una orquesta que en un momento dado se convierte en banda. Con alguna barbaridad exagerada y algo gratuita –“borraba las cinco rayas del pentagramo”–, su remate tiene cierto tono populista al decir que no vuelvan y que se vayan “con su música a otra parte”. Mucho mejor planteada y desarrollada la segunda copla al comparar las campanas de las torres de Cádiz con la instalada en el Puerta del Mar para celebrar “la esperanza de vida” por la curación de los enfermos de cáncer. Dos cuplés bastante afinados, sobre todo el primero a la polémica por la chirigota ‘Aquí estamos de paso’, por la que los mayordomos se quejan de la combinación del tipo. Un poco más previsible el segundo a Echenique, que no da una pataleta por no haber sido elegido. El desarrollo de un acertado popurrí sigue embelesando, por lo que este coro opta a lo máximo.

Coro Tócame

El veredicto del Diario del Carnaval

Palo-tazo (muy buena) Palo-tazo (muy buena)

Palo-tazo (muy buena)

Actuación en preliminares

El coro de Julio Pardo y Antonio Pedro Serrano El Canijo 'Tócame' fue el segundo de los cabezas de serie en salir a escena en la sexta sesión de preliminares del COAC 2020

el tipo. Instrumentos musicales. las coplas. Otra propuesta musical en forma de coro. Una orquesta de instrumentos con la que los Pardo y el Canijo consiguen darle una vuelta de tuerca a los esquemas tradicionales de este coro para ofrecer una propuesta diferente y atractiva, tanto en lo visual –el tipo es una preciosidad– como en el desarrollo. Incluso, se agradece la renuncia a la potencia desaforada para, sin perder el sello característico en este coro, dar un sonido mucho más agradecido por no ser tan rotundo. Desde la presentación se ve que la idea funciona. En ella, los instrumentos se rebelan y empiezan a funcionar sin director para convertirse en nuestra voz. El cambio llega hasta el tango, que, sin abandonar el soniquete que Pardo le da a esta pieza, apuesta por sorprender más con la suavidad del trío que con la potencia. La escala musical sirve como recurso en la primera letra para hacerle un bello piropo a Cádiz. Notas que forman un tango para decir “te quiero”. Sorprende la segunda letra por mostrar una postura diferente y a contracorriente al defender a la Policía y a la Guardia Civil por jugarse la vida “por cuatro perras” en los disturbios en Cataluña. Buena tanda de cuplés para marcarle el territorio a los competidores. En el primero, su mujer les dice que le compren pilas Duracell para el Satisfyer porque son las del conejo. También brilla el segundo al niño del tambor de Got Talent, que puede servir para espantar a las palomas de la Catedral. La selección musical y el desarrollo del popurrí, en el que las etapas de la vida conforman un musical, dejan una última pieza de alto nivel. Que no pare la música.

Coro Tócame

El veredicto del Diario del Carnaval

Palo-tazo (muy buena) Palo-tazo (muy buena)

Palo-tazo (muy buena)

La previa

Nueva oportunidad para el equipo formado por Julio Pardo y Antonio Pedro Serrano El Canijo tras la exitosa experiencia de este 2019, logrando el tercer premio en el Concurso del Falla con 'El batallitas'. Al equipo creativo se suma Julio Pardo Carrillo, hijo del autor y que comparte autoría con los dos primeros para llevar a las tablas 'Tócame'. 

La de 2020 será la segunda experiencia en común de Pardo y El Canijo tras 27 años con Rivas como autor de letra. El sevillano compaginará además la autoría del coro con el regreso de su chirigota, que será 'Chernobyl, el musical' tras su ausencia en este 2019.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios